Claves del Campo de Gibraltar para el nuevo año 2019: El año del Brexit

  • La salida de Reino Unido de la UE se acerca con la incógnita de cuánto cambiará la vida en La Línea y la comarca

  • El desarrollo del plan integral, las obras del tren y la lucha contra el narcotráfico, otros temas clave

Ciudadanos en la frontera de La Línea con Gibraltar

Ciudadanos en la frontera de La Línea con Gibraltar / Andrés Carrasco Ragel / Efe

El 21 de enero se cumplirán cien años desde que un proyecto de ley llevó al Senado la propuesta de construir un ferrocarril de doble vía y tracción eléctrica para conectar el Puerto de Algeciras con la frontera francesa. Se hará más real que nunca el augurio de Un siglo sin tren que la sociedad algecireña lleva años denunciando, con una línea ferroviaria cortada por, al menos, algunas semanas más.

Esta será una de las fechas en rojo en el calendario en el Campo de Gibraltar, aunque el momento crucial llegará dos meses más tarde: el 29 de marzo de este año, si no hay sorpresas (todo es posible dada la compleja situación por la que pasa el Gobierno británico), se producirá la salida de Reino Unido de la Unión Europea. Brexit blando o Brexit duro, sin acuerdo, una incógnita abierta que puede marcar en buena medida los próximos años en la comarca, pero sobre todo en La Línea de la Concepción.

La lucha contra el narcotráfico, que entra en una nueva fase después del plan de choque de 2018, el desarrollo del reclamado plan integral para la comarca o el creciente reto migratorio son otros asuntos que protagonizarán el nuevo año, electoral por si fuera poco, en el Campo de Gibraltar. Bienvenido, 2019.

Brexit

A menos de tres meses para que se produzca, la salida de Reino Unido de la UE genera más incertidumbre que certezas. Con la premier británica, Theresa May, luchando por sacar adelante el acuerdo alcanzado con Europa y evitar así el temido Brexit duro, los vecinos del Campo de Gibraltar y del Peñón asisten a cruces de declaraciones sobre si tendrán o no validez los acuerdos alcanzados o sobre qué pasará a partir del día 29.

España y Reino Unido firmaron el pasado mes de diciembre cuatro memorandos que regirán la relación entre el Campo de Gibraltar y el Peñón durante el periodo de transición (o más) del Brexit. En ellos se recogía la garantía de los derechos de los trabajadores transfronterizos, incluyendo sus beneficios sociales, que disfrutarán en igualdad de condiciones con los locales. También un refuerzo de la cooperación en materia de seguridad y vigilancia aduanera, con el objetivo de luchar contra el narcotráfico y el contrabando.

En relación con el tabaco, se establecen obligaciones de control de mercado gibraltareño y de trazabilidad de los productos del tabaco que deberán implantarse antes de 2020. Y también se prevé la cooperación en materia medioambiental.

España asegura que su intención es que estos memorandos tengan vigencia se apruebe o no el acuerdo de salida entre la UE y Reino Unido, mientras que Gibraltar defiende que los convenios no entrarían en vigor si May no logra sacar adelante el protocolo. De hecho, el Gobierno yanito está emitiendo una serie de recomendaciones a sus ciudadanos sobre distintas materias en previsión de un Brexit duro, que incluyen sacarse el pasaporte y el carné de conducir internacional, que considera que podrían ser necesarios para cruzar la Verja en el escenario de no acuerdo.

En el lado europeo, la Comisión Europea ha preparado unos planes de contingencia en distintos sectores para ese caso, pero excluye de su aplicación a Gibraltar; España insiste en que el futuro próximo estaría regulado en los memorandos. En cualquier caso, ambas partes coinciden en la necesidad de fluidez en la frontera.

Frente a esta situación de incertidumbre, La Línea ha venido reclamando (y lo seguirá haciendo) un régimen fiscal especial que le permita hacerse atractiva a los ojos de las empresas, reivindicación que asumen los grandes partidos sobre el papel, pero que durante el Gobierno popular no llegó a avanzar ante el argumento de su difícil encaje en la legislación europea. En este nuevo año la reivindicación de ese régimen y de un plan especial para el municipio seguirá adelante, con más fuerza si cabe con una campaña de elecciones municipales (quizás también nacionales) por delante.

Plan integral

Directamente relacionado con el Brexit, pero también con el azote del narcotráfico y la situación de desempleo de la comarca, está el reivindicado plan integral del Campo de Gibraltar. Tras conversaciones con tres ministros distintos (de PPy PSOE) y meses de espera, el pasado mes de noviembre el Gobierno central presentaba el esperado plan integral, que dejó una sensación agridulce. Por un lado, expresaba un compromiso de inversión de unos 1.000 millones de euros. Por otro, buena parte de las iniciativas incluidas en él ya estaban en marcha o programadas.

El plan aprobado por el Consejo de Ministros recoge en materia de infraestructuras cuestiones como la mejora del ferrocarril entre Algeciras y Bobadilla, los proyectos de la variante exterior de la Bahía de Algeciras, el desdoble de la N-340 entre Algeciras y Tarifa, los accesos norte y sur al puerto de Algeciras, la variante de la N-351 a su paso por Campamento y una alternativa para mejorar las entradas a Tarifa y Facinas.

También se promete un apartado específico para la comarca dentro de un plan extraordinario de empleo para toda Andalucía, enfocado a la formación profesional en perfiles “muy demandados”, sobre todo del entorno digital y de internet. En materia económica, en este primer trimestre debería ponerse en marcha el recinto de 130.000 metros cuadrados de Zona Franca en Los Barrios, que se ha venido retrasando por cuestiones burocráticas.

Hay una parte del plan integral que ya se ha cumplido: el Consejo de Ministros aprobaba en diciembre la creación de cuatro juzgados y una quinta plaza de magistrado de la Audiencia Provincial en la comarca. La plaza de juez está ya activa, a la espera de que se seleccione su titular. Distinto es el caso de los juzgados Penal 5 e Instrucción 5 de Algeciras, el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 3 en San Roque y el número 5 en La Línea; para ellos no hay fecha de puesta en marcha. Tampoco para muchas de las medidas, ligadas a la aprobación de unos Presupuestos Generales del Estado que tienen dificultades para salir adelante.

Imagen del mayor alijo de cocaína en contenedor de Europa, detectado en el Puerto de Algeciras Imagen del mayor alijo de cocaína en contenedor de Europa, detectado en el Puerto de Algeciras

Imagen del mayor alijo de cocaína en contenedor de Europa, detectado en el Puerto de Algeciras / Erasmo Fenoy

Lucha contra el narcotráfico

El plan integral también recoge un nuevo refuerzo de los medios y plantilla de los cuerpos de seguridad en el Campo de Gibraltar. El año 2018 ha supuesto un punto de inflexión en la lucha contra un narcotráfico que se estaba haciendo fuerte frente a las fuerzas de seguridad, apuntan desde el Gobierno y desde la coordinadora comarcal contra las drogas Alternativas. Los refuerzos llegados y el esfuerzo de los agentes ha dado un resultado que puede medirse en incautaciones y en la caída de numerosas redes, entre ellas la de los famosos Castañitas en La Línea, de los que se calcula que manejaban el 70% del negocio del hachís en el Estrecho.

Ahora se inicia una nueva fase de ese plan de choque contra el narco, en el que se quiere combatir a los 55 grupos criminales que Interior ha detectado en la provincia. Dentro del plan integral se prevé aumentar los medios de Vigilancia Aduanera e incidir en la lucha contra el blanqueo de capitales mediante el refuerzo de la coordinación y la concienciación de los sujetos obligados por la normativa.

En este aspecto será clave la recién creada Oficina de Recuperación y Gestión de Activos (ORGA), la segunda del país, destinada a la lucha contra el blanqueo de capitales procedentes del crimen organizado y el control de los bienes incautados en los procesos judiciales. La ORGA contaba hasta ahora con una única sede, en la Audiencia Nacional, y trabaja codo con codo con los jueces y fiscales en la investigación de las redes de lavado de dinero.

También se mantendrá el refuerzo de las plantillas de la Policía Nacional y la Guardia Civil con un presupuesto de 21 millones de euros, que se unen a los 7 ya destinados desde el pasado mes de junio. Según destacó el Gobierno al presentar el plan, se han incrementado plantillas también en los grupos especiales contra el crimen organizado (Greco en Policía Nacional y ECO en Guardia Civil) operativos en el Campo de Gibraltar o en las provincias adyacentes.

El reto migratorio

El refuerzo de los efectivos policiales servirá también para hacer frente a la realidad de que Andalucía se ha convertido en la principal puerta de entrada a Europa por el Mediterráneo. A pesar de que en términos globales las cifras de inmigración irregular por esta vía decrecen, se ha producido un cambio en las rutas migratorias ante el práctico cierre de la griega y la dureza de la ruta del Mediterráneo central, de forma que la del Occidental –Estrecho y Mar de Alborán– se ha convertido en el camino principal de aquellos que tratan de llegar a Europa.

Según los datos de Acnur, el pasado año llegaron a las costas españolas 58.569 personas, un 164% más que el año anterior. La inmensa mayoría (53.492) lo hicieron a Andalucía. El fuerte ritmo de llegadas provocó una situación de colapso durante el verano ante la falta de una infraestructura preparada para atender a las personas rescatadas del mar. En agosto se activaron el Centro Temporal de Atención a Extranjeros de Crinavis, en San Roque, y el centro de acogida en Campano, Chiclana, y comenzó a regularizarse la situación.

Más problemas siguen teniendo los centros de menores extranjeros no acompañados, que han vivido situaciones de saturación extremas (en La Línea se llegó a albergar a más de 200 menores en 24 plazas) y que todavía hoy están completos ante un flujo que no cesa. La habilitación de más plazas de acogida será otro de los retos a abordar en este 2019 que se promete convulso ante la politización del fenómeno migratorio, convertido en clave en el discurso de los partidos, más con la irrupción de Vox.

Obras de reparación de la línea Algeciras-Bobadilla por los daños causados por un temporal Obras de reparación de la línea Algeciras-Bobadilla por los daños causados por un temporal

Obras de reparación de la línea Algeciras-Bobadilla por los daños causados por un temporal

Un siglo sin tren

La conexión de ferrocarril Algeciras-Bobadilla, considerada prioritaria por la Unión Europea para el transporte de mercancías, sigue siendo una vía del XIX y desde el pasado mes de octubre no presta servicio alguno tras el hundimiento sufrido en la línea el pasado por un temporal de lluvias.

Este corte, que está provocando importantes inconvenientes al Puerto de Algeciras, es una gota más en el vaso ya colmado de una línea que debería estar convertida al ancho internacional y electrificada para 2020 si se hubiera cumplido la programación inicial, pero que ahora se promete para el 2021 a pesar de que aún ni siquiera existe el proyecto del tramo más caro, el Ronda-Antequera.

Las sucesivas promesas de impulso del Gobierno central para el Corredor Mediterráneo y en concreto para la Algeciras-Bobadilla tendrán que verse ahora reflejadas en los Presupuestos Generales del Estado. Si logra aprobarlos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios