Algeciras

El comedor Padre Cruceyra reabre tras su cierre por el estado de alarma

  • Hasta ahora los hermanos Chatos se han encargado de elaborar el menú para 130 personas

  • Durante los primeros días se ofrecerán bolsas con comida para llevar, sin poder utilizarse la sala

El reparto de comida, este lunes en el comedor Padre Cruceyra. El reparto de comida, este lunes en el comedor Padre Cruceyra.

El reparto de comida, este lunes en el comedor Padre Cruceyra. / Erasmo Fenoy

El centro social Padre Cruceyra de Algeciras, más conocido como Comedor del Carmen, ha reabierto sus puertas este lunes tras la decisión adoptada por los voluntarios de Cáritas que desarrollan su labor altruista. Las instalaciones tuvieron que cerrar al público tras el decreto del estado de alarma por el coronavirus debido a la edad de los voluntarios, que los situaba como grupo de riesgo. Por este motivo, para mantener las precauciones, en una primera fase, el comedor operará a puerta cerrada. Mantendrá en funcionamiento sus cocinas y la preparación de bolsas con comida para llevar, sin que funcione aún con la sala.

El Ayuntamiento de Algeciras ha acordado mantener la colaboración institucional en el reparto de los alimentos, que se seguirá haciendo en la calle mediante el apoyo de la Agrupación de Voluntarios de Protección Civil y de Cruz Roja Española, manteniendo siempre todas las medidas de seguridad.

La concejal de Bienestar social, Paula Conesa, ha agradecido el gesto realizado desde que se decretó el actual estado de alarma por los hermanos Jesús y David García, conocidos en la ciudad como Los Chatos, quienes de manera desinteresada han ofrecido dar cada mañana un menú para repartir entre más de 130 personas preparado en La Pingana, establecimiento que abrió sus puertas días antes de que se decretara el estado de alarma. Desde hace unas semanas, ya funciona con normalidad.

Los Chatos dieron un paso al frente cuando se decidió cerrar el centro social, dado que gran parte del voluntariado que lo atiende está formado por personas de avanzada edad, que forman parte de uno de los grupos de riesgo que pueden verse afectados por el coronavirus.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios