Algeciras

Un ciclista es apedreado por cuatro jóvenes en el sendero del Río de la Miel

  • Según denuncia, cuatro chicos aparentemente menores le lanzaron piedras de distinto tamaño cuando intentaba alcanzar las pozas

Heridas producidas al ciclista del Río de la Miel al ser apedreado Heridas producidas al ciclista del Río de la Miel al ser apedreado

Heridas producidas al ciclista del Río de la Miel al ser apedreado

Un paseo vespertino en bicicleta por el tranquilo sendero del Río de la Miel acabó en la tarde de este miércoles con un importante susto para el ciclista que la conducía. Andrés, un vecino de Algeciras, se encontró a cuatro jóvenes, aparentemente menores, que lo apedrearon mientras intentaba subir a las pozas. El resultado son heridas en las piernas y daños en la bicicleta, pero sobre todo el daño psicológico ante un hecho que "no me explico y que podía haber acabado muy mal si llegan a darme con una piedra de las que estaban tirando en la cabeza".

Según explica el afectado, los hechos ocurrieron por la tarde, cuando este ciclista decidió visitar las pozas que hay en el entorno del sendero. Subiendo por un camino se encontró a cuatro chicos a los que saludó y preguntó si ese camino era el correcto. Le contestaron que sí y siguió adelante, pero al momento empezaron a caerle piedras, primero más pequeñas, pero después, tras recriminar su actuación a los jóvenes, de mayor tamaño. "Me cayó una piedra al lado del tamaño de una mano abierta", asegura. Uno de ellos animaba a los demás, "mátalo, mátalo".

Con su bici huyó hacia arriba del sendero ("menos mal que no subieron") y llamó al servicio de emergencias 112 para narrar lo ocurrido. Tenía una herida sangrando en la pierna y el miedo en el cuerpo. Ya más calmado empezó el descenso y se encontró a un joven que le aseguró que no había visto a nadie, después a más personas andando con las que se quedó. "Nadie daba crédito a lo que me había pasado", explica.

Uno de los golpes causados por las piedras en la bicicleta Uno de los golpes causados por las piedras en la bicicleta

Uno de los golpes causados por las piedras en la bicicleta

La Policía Nacional, avisada por el 112, contactó con él para pedirle si identificaría a los jóvenes. En un coche en la barriada del Cobre estaban tres de ellos y el ciclista los reconoció. El cuarto, le explicó la Policía, estaba ya entregado a sus padres. Los cuatro aparentaban ser menores y de nacionalidad española, apunta, "aunque la nacionalidad no importa, lo que importa es lo que han hecho". Por ahora no se ha decidido a formalizar una denuncia policial pero sí ha querido hacerlo público "para que todo el mundo lo sepa. Es una pena, pero yo no voy a volver a pisar ese sendero solo y las salidas en bici ya me estoy planteando hacerlas con gente. Eso es lo que más me duele".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios