Algeciras

Agaden pide extremar la vigilancia en El Cobre ante el riesgo de más fuegos

  • Cree que los incendios de la zona de Majadal tiene una clara intencionalidad y solicitan que se aumenten los medios para la investigación de las causas

Comentarios 1

El grupo ecologista Agaden solicitó ayer a la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía que extreme la precaución y la vigilancia en la zona Majadal Alto y El Cobre, que consideran una "zona potencialmente de riesgo" de incendios ante los dos últimos fuegos declarados en poco espacio de tiempo, el último el producido en Chorrosquina, donde quemó casi 30 hectáreas.

"Hemos pedido que extreme la vigilancia durante las 24 horas del día y que se reúna con el Ayuntamiento para informar a todos los vecinos del peligro que hay en esa zona", advirtió el presidente de Agaden, Javier Gil.

El grupo conservacionista en la comarca cree que "existe una clara intencionalidad y parece ser que por las causas que desconocemos hay un interés en meterle fuego al valle del Cobre". Gil cree que no hay que descartar que los últimos incendios tenga que ver con la política urbanística de recuperar el monte público en El Cobre. "No se puede afirmar con seguridad pero es una teoría que está ahí, que tenerla en cuenta, y por eso damos un toque de atención a la administración y a los ciudadanos para que seamos responsables", advirtió. Cree conveniente "una vigilancia preventiva que esté durante más tiempo posible patrullando en la zona por que dos incendios en un lugar de gran valor natural en muy corto periodo de tiempo es un indicio de que algo está ocurriendo".

Por otro lado, los ecologistas pidieron también que se destine más medios técnicos y humanos para la investigación, tanto al Infoca como al Seprona, para que "de una vez por todas los responsable de estos incendios vayan hasta la ley y sea los juzgados para poner así freno a esta serpiente que se está extendiendo en Algeciras y la comarca en los últimos años". Fuentes de la Consejería de Medio Ambiente aseguraron ayer que aun se está investigando las causas del fuego que quemó parte de Majadal Alto y Chorrosquina el pasado lunes día 6. Está previsto que semana estén los resultados.

Por otra parte, Agaden echó de menos ayer una mayor atención a la reforestación de los terrenos quemados por estos incendios. Con respecto al último, el de Chorrosquina, denunció que ya hay ganado pastando por la zona. "Esto es negativo ya que animales como las cabras se comen los nuevos brotes tiernos y complica y retrasa la regeneración natural. Se debe cercar la zona quemada para evitar que el ganado entre y paste". Javier Gil cree que no se debe esperar a que la naturaleza actúe sola sino que hay que ayudarla con limpieza, evitando que el ganado entre, entre otros.

Para Agaden, los dos últimos años han sido nefastos para los montes protegidos de la comarca ante la reiteración de diversos incendios que ha quemado 2.000 hectáreas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios