Finanzas

El Puerto busca dar con la tecla al envío de hortalizas por barco

  • El presidente de la Autoridad Portuaria propicia reuniones de trabajo entre representantes de comercializadoras agrícolas y del sector de la logística con grandes supermercados europeos

El presidente de la Autoridad Portuaria, Jesús Caicedo, durante un encuentro de trabajo con empresarios del sector agrícola y logístico de la provincia de Almería. El presidente de la Autoridad Portuaria, Jesús Caicedo, durante un encuentro de trabajo con empresarios del sector agrícola y logístico de la provincia de Almería.

El presidente de la Autoridad Portuaria, Jesús Caicedo, durante un encuentro de trabajo con empresarios del sector agrícola y logístico de la provincia de Almería.

Almería lleva a sus espaldas infinidad de proyectos intentando impulsar el barco como alternativa real al camión para el envío de frutas y hortalizas al exterior, aprovechando que la tasa de exportación del sector hortofrutícola almeriense supera el 70% en los últimos años.

Sin embargo, ninguna de estas iniciativas, sea cual sea el puerto de destino elegido o la fórmula logística empleada para su puesta en marcha, ha terminado de tomar cuerpo de forma definitiva, pues el sector agrícola suele ser un colectivo conservador a la hora de tomar sus decisiones al hacer los negocios y se basa, fundamentalmente, en la premisa de que si algo funciona bien, no necesita modificarse.

A pesar de ello, desde la Autoridad Portuaria de Almería se sigue trabajando sin descanso para conseguir este objetivo, a sabiendas de que el vecino del sur, Marruecos, lleva ventaja a Almería en este sentido y, además de contar con una mano de obra más barata para poducir sus productos hortofrutícolas, lleva tiempo exportando por vía marítima con éxito, ajustando los costes de su logística para continuar siendo muy competitivo frente al agro almeriense.

En este sentido, el presidente de la Autoridad Portuaria, Jesús Caicedo, está propiciando una serie de reuniones con todos los agentes empresariales que, de una u otra forma, tienen algo que decir y decidir a propósito del proyecto de un servicio marítimo regular de transporte de frutas y hortalizas entre los puertos de Almería y Sète (Francia), y desde dicho puerto francés, distribuir la mercancía por los mercados de toda Europa.

Con el objetivo de que dicho proyecto, heredado de su predecesora en el cargo, Mari Carmen Ortiz, se pueda poner en marcha cuanto antes, desde hace unas semanas se están intensificando los encuentros con directivos de empresas comercializadoras hortofrutícolas y con asociaciones como Coexphal, reuniones en las que también participan de forma activa agentes de las consignatarias de buques que operan en el Puerto de Almería –Ronco & Cia. y López Guillén-, así como de la empresa de transportes y logística JCarrión. En cualquier caso, según han precisado los participantes en estos encuentros, el proyecto está abierto a todas las empresas agrícolas y de transportes que tengan interés en sumarse a él.

En este sentido, las reuniones se han abierto a representantes de cadenas europeas de supermercados, ya que la intención es implicar en el proyecto a la gran distribución que comercializa productos de Almería, y que en última instancia es la receptora de los productos frescos.

Según Jesús Caicedo, que ha reconocido la buena predisposición que están mostrando todas las partes, ha precisado que el objetivo es lograr el compromiso formal de los agentes implicados –incluidos los grandes grupos logísticos-, “para que el proyecto se ponga en marcha a lo largo de la campaña hortofrutícola 2019-2020”.

Proyecto FFVL

El proyecto –denominado Fresh Fruit And Vegetables Logistics (FFVL)- tiene por objetivo poner en marcha un servicio de transporte intermodal para la distribución por Europa de frutas y verduras desde el sureste español. Contempla que una parte del recorrido, que actualmente se realiza por carretera, se desarrolle por vía marítima, sin que la combinación camión-barco que se plantea afecte a los periodos de entrega de las mercancías en los mercados de Centroeuropa y Europa del Norte.

El FFVL consiste en el establecimiento de un servicio regular de dos relaciones por semana entre los puertos de Almería y Sète. Para dicho servicio se contará con un buque tipo ro-ro con capacidad para 100 semirremolques frigoríficos. El hecho de que buena parte del recorrido –unos 1.200 kilómetros- se realice por vía marítima, traerá consigo una serie de ventajas para las empresas que utilicen este modelo de transporte intermodal. Y es que, además de ser competitivo, es también un servicio de transporte más sostenible -por su contribución a la reducción de la huella de carbono-, algo que es cada vez más valorado por los consumidores y que la Unión Europea contempla en su normativa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios