Carlos Navarro. Ex hermano mayor de la Cofradía del Santo Entierro y La Soledad de Algeciras

"Me hubiera gustado hacer la urna para el Cristo Yacente"

  • El ex hermano mayor del Santo Entierro elogia el papel de su madre, Josefina Moreno, para potenciar la Semana Mayor

Carlos Navarro es una de las personas que, con su esfuerzo y dedicación a lo largo del tiempo fueron escribiendo la historia de la Semana Santa de Algeciras. También será su propia familia la que, sin lugar a dudas, deje su impronta en su cofradía de siempre, el Santo Entierro y, por supuesto, en la Semana Mayor de la ciudad de Algeciras.

-¿Qué sentiste cuando fuiste elegido como hermano mayor de esta antiquísima cofradía?

-Una gran responsabilidad pero, a la vez, una gran alegría porque de siempre toda mi familia ha estado y sigue estando vinculada a esta cofradía y a estas sagradas imágenes del Cristo Yacente y su Santísima Madre La Soledad, a las que todos guardamos y tenemos una gran devoción.

-¿Puedes recordar cómo fue el proceso para tu elección?

-Fue en un cabildo celebrado en el año 2004, aunque yo anteriormente ya había tenido ciertas responsabilidades en los primeros tiempos de la reorganización, cuando dejo la cofradía Curro Acosta. Después Ángel Maza, Diego González y también estuve yo y, sobre todo, mi madre, Josefina Moreno. Nunca aparecía en los papeles pero realmente era la que por detrás trabajaba más que nadie para que esto fuera adelante.

-¿Crees que tu madre, Josefina Moreno, puede ser la gran olvidada de la Semana Santa de Algeciras?

-Sinceramente, creo que sí. Aunque por parte de mi cofradía sí tuvo en su momento un reconocimiento por su trabajo y dedicación, en los años difíciles de la Semana Santa de Algeciras ella animaba y ayudaba a todas las hermandades. Es más, te diría que sin aquel trabajo que en su momento realizó mi madre, nuestra Semana Santa sería distinta. En honor a la verdad debo decirte que la tertulia cofrade La Levantá, en el año 2006, le dio un homenaje por su trabajo y dedicación a nuestra Semana Mayor.

-De todo el trabajo realizado durante el tiempo que estuviste como hermano mayor, ¿qué destacarías?

-Creo que fue el lograr por fin que tuviéramos una Casa de Hermandad y dejar de estar de prestado, de un lado para otro. Quiero dejar claro que no fue una cosa mía, sino de toda mi Junta de Gobierno. Y así aquellas vitrinas que se montaron en los bajos de La Palma, ya gracias a Dios están en la nueva Casa de Hermandad. Que se ha inaugurado con el nuevo hermano mayor.

-¿Cómo te gusta más la imagen del Cristo Yacente, con su urna de cristal, como estaba antiguamente, o como luce ahora?

-Siempre he sido partidario de la urna, pero además la misma que tenía. Estoy convencido que se puede hacer una réplica porque tenemos fotografías y otros documentos. Hoy día existen medios para hacerla prácticamente igual.

-¿Cuál es el mayor disgusto que te has llevado en tu etapa como hermano mayor?

- El mayor disgusto para cualquier cofrade es cuando tienes que dejar a la cofradía dentro del templo por culpa de la lluvia. Te sientes impotente y ante eso nadie puede hacer nada, porque el patrimonio no puede exponerse a deterioros. También debemos entender que llegado el momento de salida estamos en las manos de Dios, y será lo que Él disponga.

-¿Y la mayor alegría?

-Han sido muchas, pero una que recuerdo con gran cariño fue cuando el desaparecido Regimiento le donó la corona a la Madre de Dios, María Santísima de La Soledad.

-¿Qué proyecto te hubiera gustado realizar durante tu mandato como hermano mayor en esta cofradía?

-Sin dudarlo, la urna para el Cristo Yacente.

-¿Qué mensaje puedes mandar, desde la experiencia, a los cofrades de la ciudad de Algeciras?

-Que sigan luchando por sus cofradías y hermandades, pero sin olvidarse de que ante todo somos Iglesia. No se trata solamente de sacar un paso a la calle, sino que se trata de trabajar los 365 días del año junto con sus párrocos y directores espirituales. Debemos seguir formándonos para entender que hermandad viene de hermano, y hermanos nuestros no solo son los de nuestra cofradía si no cualquiera que se nos acerca para pedirnos auxilio.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios