Un año de riña en la Diputación

  • La institución provincial termina un año marcado por la crispación en los plenos y la estabilidad del gobierno entre PSOE e IU. Las portavoces socialista y popular, juventud y veteranía, dan su visión

Riñas sonadas han marcado los últimos plenos de la Diputación. Una incluso terminó con el abandono del Salón Regio por parte del grupo popular. El primer año de mandato de PSOE con Izquierda Unida ha empezado 'movidito'. Aunque sólo en los plenos.

No así entre los partidos que conforman el gobierno provincial, que han protagonizado un pacto marcado hasta ahora por la estabilidad. Esto ha posibilitado una intensa actividad, según destaca la portavoz del PSOE, Olga González, aunque para la portavoz del principal grupo de la oposición, Mercedes Colombo, este pacto sólo ha beneficiado a los alcaldes en Conil y Puerto Real y representantes de IU en la Diputación, Antonio Roldán y José Antonio Barroso.

La socialista remarca los proyectos importantes que se han puesto en marcha como el plan para construir 8.000 viviendas protegidas o Cádiz 2012 Compite. La popular critica que no hayan encontrado apoyos en temas importantes como las infraestructuras, la salud o el agua en la Sierra.

González y Colombo, juventud y veteranía, dan su visión de estos primeros doce meses después de que el presidente Francisco González Cabaña presentara su 'decálogo de la reforma'.

03597591

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios