Trabajadores de Comes sostendrán movilizaciones hasta Semana Santa

  • Tras la huelga de este fin de semana, el comité convoca otros dos paros de 24 horas los días 7, 19, 21 y 23 de marzo y parciales, el 22 de febrero, 2 y 14 de marzo

El conflicto que mantienen trabajadores y empresa de Transportes Generales Comes se adivina largo si ambas partes no retoman pronto el diálogo y consiguen desbloquear las negociaciones de su convenio colectivo, paralizadas desde hace 14 meses.

Ayer, en puertas de otros dos días de huelga para los próximos sábado y domingo de Carnaval, el comité de empresa acordó por unanimidad un nuevo calendario de movilizaciones que prolongará las protestas hasta la próxima Semana Santa, según explicó a este periódico Antonio Obregón, uno de los miembros de la representación de los trabajadores.

Así, los delegados sindicales de las centrales CGT, CC OO, UGT y un independiente han convocado otras cuatro jornadas de huelga para los días 7, 19, 21 y 23 de marzo, estos tres últimos, Día de la Provincia, Viernes Santo y Domingo de Resurrección.

Además, los trabajadores están llamados a secundar paros parciales los días 22 de febrero, 2 y 14 de marzo, de 6.30 a 9.30 horas y de 18.00 a 21.30 horas. Para el 7 de marzo hay prevista una manifestación por las calles de la capital gaditana en protesta por "la inseguridad que soportan conductores y usuarios a causa de las jornadas excesivas a las que nos obliga la empresa", dijo el mismo portavoz sindical.

En la misma reunión, el comité de empresa convino la redacción de un escrito que remitirán a los delegados de las Consejerías de Empleo y Obras Públicas y Transportes en Cádiz, a los titulares de ambos departamentos en la comunidad autónoma, a la Subdelegación del Gobierno en Cádiz, al delegado del Gobierno en Andalucía, a los Ayuntamientos de la provincia y a los Consorcios Metropolitanos de Transportes de la Bahía de Cádiz y el Campo de Gibraltar. La lista de destinatarios de esta carta la completan el Defensor del Pueblo Andaluz, José Chamizo, y el presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves.

La representación de los trabajadores manifiesta a todos ellos la necesidad de mantener una reunión urgente con los portavoces de la compañía, de que se involucren en la mediación y de que se haga cumplir a la empresa el decreto que regula la jornada laboral en el transporte de viajeros, "con el fin de que se acaben las jornadas maratonianas de hasta 12 y 14 horas de trabajo".

Cada paro de 24 horas cuesta a un trabajador entre 75 y 90 euros y sólo las protestas parciales de diciembre del año pasado les hicieron perder alrededor del 80 por ciento de sus salarios.

Los trabajadores han solicitado una "ayuda alimenticia" a la Fundación Octavio Comes, accionista mayoritaria de Transportes Comes, según dijo el director de la compañía, Julio Álvarez.

Álvarez lamentó la convocatoria de una nueva batería de movilizaciones que "volverá a perjudicar a empresa y usuarios" e insistió ayer en que "es la parte social la que nos tiene que convocar una vez reconsidere sus planteamientos y sitúe sus reivindicaciones económicas en torno al IPC".

La compañía cifró en unos 200.000 euros la cantidad que dejará de ingresar a causa de los cinco días de huelga que se completan el próximo domingo.

03597591

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios