Provincia

Frente ambiental para repudiar el circuito de Arcos

  • Los conservacionistas y el Consistorio de Bornos rechazan las correccciones del proyecto y hablan de "especulación urbanística"

El alcalde de Bornos y grupos ecologistas, ayer, en el embarcadero y a espaldas de la finca donde va el circuito. El alcalde de Bornos y  grupos ecologistas, ayer, en el embarcadero y a espaldas de la finca donde va el circuito.

El alcalde de Bornos y grupos ecologistas, ayer, en el embarcadero y a espaldas de la finca donde va el circuito. / D.C.

Distintos grupos ecologistas y el Ayuntamiento de Bornos hicieron ayer frente común para volver a repudiar el proyecto del circuito de velocidad que se pretende levantar en la finca Las Hoces, en Arcos, que ha dado, ahora, un giro con nuevas correcciones como la de incorporar coches eléctricos para intentar conseguir la aprobación medioambiental de la Junta de Andalucía.

Ni coches eléctricos ni actividad sostenible. Los ecologistas ven detrás de las modificaciones que la sociedad Arcos Invest, creada por los promotores belgas Jaspers Eyers, han presentado a la Junta "una maniobra inmobiliaria". Miembros de la plataforma ciudadana contra el circuito, Ecologistas en Acción y la organización ambiental arcense AMA-Natura, junto al alcalde de Bornos, Hugo Palomares, comparecieron ayer en el embarcadero de esta localidad y frente al emplazamiento donde iría el proyecto para señalar que el circuito es insostenible por encontrarse "a poco más de 900 metros lineales de las primeras casas de Bornos y a menos de 1.500 metros de la puerta del Ayuntamiento". Sin embargo, el Ayuntamiento de Arcos ve en esta inversión de casi 20 millones de euros una oportunidad de empleo para su pueblo. El proyecto se encuentra aún en periodo de alegaciones. José Luis Heras, de Ecologistas en Acción, criticó que los promotores ya han presentado hasta una tercera modificación que induce "a asentarnos en la sospecha de que es una pantalla para una promoción inmobiliaria encubierta. Se deja entrever con la construcción de un hotel, cafetería, apartamentos. Y eso ya lo hemos visto otras veces como hechos consumados", aseguró. Rechazó el anuncio de que ahora el proyecto incorpora la reactivación de una central eléctrica para el suministro de los coches eléctricos e iluminarias sostenibles. "No lo entendemos cuando la ley es aún restrictiva sobre ese tipo de automóviles de bajo consumo", añadió, para decir que el circuito de Arcos "no tiene sentido cuando tenemos dos en Jerez y Ronda, en los que esta actuación tendría cabida. Ambos están en decadencia.Uno de ellos, el de Jerez, nos está costando dinero público", esgrimió. Por su parte, el alcalde de Bornos volvió a exigir el cambio de ubicación de un circuito "que no es leal con la normativa vigente y habría la sospecha de una especulación urbanística".

AMA Natura creee que detrás de la propuesta de los promotores de convertir las casitas del pantano en centro de interpretación hay "una excusa para poner ahí un control de acceso con vigilancia privada, en un camino que es público", afirmó Ángel Roldán. Y José Antonio González, de la plataforma contra el proyecto, dijo no entender que este circuito se ubique en la angostura del embalse de Bornos: "un emblema ambiental con una flora única y paso de aves", concluyó.

03597591

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios