fútbol Arcos CF-UD Los Barrios (0-3) / Algeciras CF-CD Cabecense (1-1) / Real Balompédica Linense-Lorca Deportiva (2-0) / CD San Roque-CD Pozoblanco (0-1)

La esquina

José Aguilar

jaguilar@grupojoly.com

¿'Sorpasso' en el centroderecha?

En la izquierda el PSOE se ha impuesto a Podemos, lo nuevo está en la derecha: que C's disputa la hegemonía al PP

La recomposición del mapa político español tras las elecciones celebradas en los dos últimos años apunta en una dirección aparentemente contradictoria: la posibilidad del sorpasso en la izquierda (que Podemos adelante al PSOE) se ha frenado casi por completo, mientras que el sorpasso en el centroderecha (que Ciudadanos adelante el PP) no resulta descabellado.

Sobre todo, porque el Partido Popular ha ido retrocediendo casi sin interrupción desde las elecciones de mayoría absoluta de 2011 y, sobre todo, por el espectacular éxito de C's en las elecciones de Cataluña, y el paralelo desastre popular. Ahora mismo el CIS certifica que Albert Rivera se impone a Mariano Rajoy entre los electores de todos los tramos de edad excepto los mayores de 55 años. El PP es hoy un partido viejo (y bastante atravesado de corrupción reciente). La fidelidad a Rajoy se ha resentido entre sus tradicionales votantes.

Es un hecho, pues, que Ciudadanos le está ganando terreno al Partido Popular, beneficiado también por su imagen de partido político joven, moderado, pragmático, nada ideologizado -¿alguien sabe qué ideología tiene Rivera?- y atento a los intereses de las clases medias urbanas, por un liderazgo más vistoso y atractivo que el del plúmbeo Rajoy y por su incontaminación: es imposible conocer si los de C´s son corrompibles o no y si gestionarán bien o mal. Como no gobiernan en ningún sitio destacado... Fuera del poder hace frío, sí, pero la política resulta más fácil.

Con todo, no estoy yo muy seguro de que C´s sea imparable y el PP tan vulnerable como para que el sorpasso se reproduzca a nivel nacional. Por varias razones. Una, Cataluña constituye un evidente ecosistema político y sus resultados electorales no son, en absoluto, extrapolables a toda España. Dos, el PP es un partido con muchos militantes -el que más-, extendido por todo el territorio, con gran penetración en las instituciones y metido en el tejido social, en tanto que Ciudadanos aún es novato, de organización deficiente y liderazgos precarios (¿cuántas Arrimadas hay en España y dónde están?). Tres, la situación económica tiene pinta de seguir mejorando y ésa continúa siendo la baza de Mariano Rajoy. Ésa y la apelación al voto útil entre los sectores conservadores y centristas de la sociedad.

Para ganarle a Rajoy el pulso por la hegemonía Rivera necesita convencer a unos cuantos millones de españoles de que el voto útil es, en realidad, el que vaya a él.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios