Análisis

j.m. sánchez reyes

Pistoleros de la tecla

Los más rápidos del salvaje Oeste en el que se han convertido las redes sociales bien harían en pensar antes que apuntar y disparar. Son miles, millones quizás, y hacen daño porque desconocen (o lo hacen a sabiendas, que es peor) que las teclas las carga el diablo. Juegan a reporteros para colgar antes que nadie un vídeo por muy desagradable que sea o para ser los primeros en anunciar algo, aunque ese algo sea mentira o media verdad. Altaneros, irracionales, alocados que no reparan en el daño. Valientes de mesa camilla que no serían capaces de decir a la cara lo que escriben en su dispositivo móvil. Personas tan pagadas de sí mismas que están convencidas de la importancia de sus opiniones, juicios y alegatos. Conozco a uno que no usa Facebook ni Twitter. Y lo justifica de este modo: "Yo no tengo nada que decirle al mundo". Que aprendan muchos de tan sensata persona.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios