El Trasmallo

pILAR VERA

Oler, probar, palpar

Desde que supe de la existencia de los luditas, esos pobres desesperados que la emprendían a mazazos contra los telares industriales, me dije que dentro de nosotros, habita un pequeño y salvaje retrógado boicoteador. Unabomber jibarizado, por norma más nostálgico que terrorista. David Sax sostiene en su libro La venganza de lo analógico cómo la fascinación por lo digital está sumida ya en la (refrescante) inercia del movimiento pendular: por eso el ebook va camino de la inanición y las ventas de libro papel incluso aumentan, por eso tenemos al revigorizado vinilo y la vuelta zombie de la casete, el revivir de los juegos de mesa o la resurrección de la Polaroid tras hacerse el bonzo. Para mí, tiene toda la lógica del mundo porque, muy lejos de los precentos de Marie Kondo, creo firmemente que una de las cosas que definen a la humanidad es su afán fetichista.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios