Campo chico

Alberto Pérez de vargas

Dastis, na de na

Dastis no tiene proyecto y se limita a entretener al personal; aviados estamosCon la Verja abierta y sin actuar sobre la comarca, no habrá alternativa sostenible

Del discurso del ministro Dastis en La Línea y de lo que se trasluce de sus encuentros con la flor y nata de la política comarcal, lo que se deduce es que el Gobierno de España hará lo que sea posible para que todo siga igual. Ni siquiera advierten que progresar en el supuesto de cosoberanía es ceder en vez de recuperar y cambiar la situación jurídica establecida por el tratado de Utrecht anulando todo lo logrado en el ámbito de las Naciones Unidas; la definición colonial, entre otras cosas, o el derecho de España a recuperar el territorio en caso de retirada del Reino Unido. Dastis no sabe que la soberanía no fue jamás cedida y que, para más inri (aunque sea anecdótico), el rey de España sigue siendo el rey de Gibraltar y no así su serena y graciosa majestad británica.

Dastis se podría haber quedado en su despacho, nada ha venido a aportar ni a ofrecer, carece de ideas. No sabe qué hacer con Gibraltar, ni con Brexit ni sin Brexit. Picardo y su legión de devotos deudores ("la bien pagá") pueden estar contentos y sestear cuanto deseen.

Me consta que la intervención de Dastis en La Línea ha decepcionado a todos, incluidos los alcaldes, que son los que menos se decepcionan con estas cosas. El excelente ágape ofrecido por el Grupo Joly, con la colaboración de Fundación Cajasol -me confiesan algunos- fue lo único positivo.

Me he referido tantas veces al saldo negativo del Peñón para las arcas españolas que he de hacer un esfuerzo para insistir en que con lo que cuesta soportar su estatus podrían ser subvencionadas las familias españolas laboralmente dependientes de la colonia el resto de sus vidas.

Parece que nadie quiere abordar la tarea -necesaria y elemental tarea- de estudiar el grado de dependencia laboral y comercial de la comarca. El planteamiento de un Gibraltar integrado debiera estar en el fondo de cualquier planificación a largo plazo. Pero nada de eso.

A lo que Dastis se refirió en su pobre intervención del viernes es a que no hemos de preocuparnos por tantos cuyas economías familiares dependen, de un modo u otro, del estatus de la colonia. Porque ya se encargará el Gobierno de España de hacer lo posible para que la colonia siga como está. Así los de este lado seguirán haciendo lo que hacen y aquí paz y después gloria.

Dastis no tiene proyecto y por eso se limita a entretener al personal. Aviados estamos con estos administradores. Mientras la Verja siga abierta y se continúe sin actuar sobre la comarca no habrá alternativa sostenible frente a la subordinación y la dependencia.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios