El traslado de los restos de La Marina al Paseo, paralizado

  • Pintor señala que se debe a un cambio en el jefe de la obra

Desde hace semanas el traslado de las ruinas halladas en el solar de La Marina de Algeciras, cuyo destino es el Paseo del Río de la Miel, ha sufrido una parada en seco. El proyecto, que tenía previsto una duración de alrededor de dos meses, quedó ralentizado y el vallado instalado para la colocación de las piezas arqueológicas daba muestras de obra olvidada, más que de la puesta en valor de unas piezas valoradas.

La concejal de Cultura de Algeciras, Pilar Pintor, explicó ayer a este diario que la parada en este traslado se ha debido a un cambio llevado a cabo por la empresa en cuanto al jefe de obras. Si bien, mientras esta variación en la dirección se producía, se ha visto frenada la intervención. En cualquier caso, la edil precisó que en breve se reanudarán los trabajos, luego será retomada la obra, que ya estaba adelantada no obstante, según valoró

Pintor señaló que ya ha sido instalada la base, con lo cual se ha colocado la hilera donde se asientan los sillares. Hay que recordar que la colocación de estos restos arqueológicos requiere de un gran trabajo, ya que se debe montar la base de 18 metros de longitud y los 420 sillares. Los restos forman parte de un conglomerado de argamasa -tipo de mortero empleado para construcciones- en especial en la época antigua creándose una mezcla para unir piedras que finalmente configuran murallas y casas.

En estas labores han venido trabajando en los últimos meses un total de siete personas, entre una restauradora de Arquesur y seis trabajadores de la empresa Kroll. Arquesur, posteriormente, realizará un trabajo de conservación preventiva, se limpiará y consolidará y, finalmente, se preservará su mantenimiento para la puesta en valor en el paseo del Río de la Miel de Algeciras, a vista de todos los viandantes.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios