Cómic El 'noir' gana un nuevo apersonaje en la provincia: el editor gráfico Daniel Miranda

Un caso delicado en Osuna

  • El editor Pedro Tabernero y el dibujante estadounidense 'underground' Rick Geary publican una historia conjunta de crímenes y detectives en la localidad sevillana

El editor Pedro Tabernero (Sevilla, 1951) ha publicado su primer cómic como guionista con viñetas del dibujante estadounidense Rick Geary, titulado Crimen en la Villa Ducal, una historia de crímenes ambientada en la localidad sevillana de Osuna. Editada por Grupo Pandora en pequeño formato y encuadernado en tela, esta "novela gráfica" se ofrece como el primer título de una Colección Miranda, en alusión al protagonista de esta primera historia, un editor gráfico llamado Daniel Miranda que tiene la peculiar costumbre de hacer un sólo ejemplar de cada libro, por considerar cada uno de ellos como un "bien exclusivo".

De momento, Tabernero no aclara si los próximos números de la colección serán también suyos o si pasará el relevo de las aventuras de Miranda a otros autores. Como director gráfico, este sevillano ha producido y coordinado colecciones de cómic como la publicada sobre los descubridores y conquistadores de América con motivo del V Centenario, dirigió la revista Rumbo Sur y los concursos de selección de la mascota y el cartel de la Expo 92. Dice que para su estreno comoquiso elegir a uno de sus dibujantes favoritos, Rick Geary, y lo consiguió.

Tras haber dirigido la edición de algo más de 500 publicaciones, Tabernero asegura: "No quería dejar pasar más tiempo sin mostrar algunas de mis inquietudes en el terreno narrativo. Ésta es sólo una incursión accidental en una manifestación artística de primera magnitud, como es el cómic, que no debe inquietar a los autores profesionales ni a los críticos, porque continuaré con mi trabajo de editor, como hasta ahora".

Geary, nacido en 1946, es uno de los padres del cómic underground en Estados Unidos y ha sido protagonista de distintas fases de la vanguardia gráfica, además de colaborador habitual de la revista de humor National Lampoon. Para esta ocasión, ha dibujado 504 viñetas, que se distribuyen en 55 páginas, a nueve por página, para esta "novela gráfica", como prefiere llamarla Tabernero, ya que las viñetas se reproducen sin bocadillos de diálogo, sino con un breve texto de la narración al pie de cada una de ellas.

Crimen en la Villa Ducal cuenta con un prólogo de José Manuel Caballero Bonald, quien, como aficionado al cómic, asegura que Tabernero "ha creado con su primer guión una sugestiva historia que sintetiza toda una peculiar filosofía de la vida en contraste con los modos sevillanos".

Para él, la historia de suspense que cuentan Tabernero y Geary entronca con la larga tradición de leyendas populares que poseen la ciudad de Sevilla y su provincia y que, para el jerezano, arrancan con la indefinición histórica del mítico reino de Tartessos, pasa por las de Pedro El Cruel y llega hasta las de Don Juan y las de Bécquer.

Caballero Bonald añade que, como profundo conocedor del medio, Tabernero ha ido más allá de las "convenciones del cómic" y "utiliza la técnica del aleluya para contar una historia donde la ironía se fusiona con una manifiesta singularidad temática", de modo que "el ritmo del relato se adapta perfectamente a la intriga y el desenlace final supone toda una ingeniosa aportación al género".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios