Virginia Luque, el sueño americano

  • Crítica y público se rinden ante la guitarrista y compositora algecireña, establecida en Nueva York, desde donde triunfa con una prestigiosa trayectoria. Una virtuosa, ha tocado en varios de los mejores escenarios del mundo

A Andrés Segovia se le atribuye la conquista, el mérito y el honor de haber sacado la guitarra de las tabernas y haberla colocado también en las salas de conciertos. Los expertos le consideran el padre del movimiento moderno de la guitarra clásica. Relata la biografía de Virginia Luque que el maestro Segovia conoció su trabajo y, tras oírla, la invitó a estudiar en privado con él. Lo hizo. Fue su profesor particular durante varios años, hasta su fallecimiento en 1987.

Precisamente fue Segovia quien sugirió a Luque que se trasladara a Nueva York. Aceptó la recomendación y en la ciudad estadounidense continúa la guitarrista algecireña, ante cuyo virtuosismo se rinde crítica y público. The New York Times dijo de ella que es "impresionante", que su técnica es "de fuegos artificiales" y que su obra desprende una arrebatadora "calidez musical". Probablemente a Virginia Luque se la conoce menos en su ciudad, Algeciras, de lo que su trayectoria merece.

Luque comenzó a tocar la guitarra con sólo cuatro años, a los seis comenzó de forma seria su formación y a los siete ya había ofrecido su primer recital. "Algeciras fue la primera toma de contacto con la guitarra. Primero estudié flamenco e inmediatamente decidí estudiar clásico en el conservatorio hasta que acabé mi carrera", recuerda.

En Nueva York la algecireña estudió en la Juilliard, prestigiosa academia catalogada como la institución de educación superior con la tasa de aceptación más baja de Norteamérica (7%). En su día se graduaron en la Juilliard músicos de la talla de Miles Davis, Wynton Marsalis o John Williams. "Acabé mis estudios de maestría, por tener otro título en los Estados Unidos", cuenta.

"Cualquiera que abandona su ciudad natal y cruza el océano para ampliar una carrera sufre los amagos naturales de ausencia y desadaptacion, a veces más que otras. Es algo muy normal que suceda. Son los sacrificios que una está dispuesta a someterse por el arte, que exige semejantes medidas. Sólo espero que sean apreciados", explica Luque, que suele regresar a Algeciras en vacaciones.

Para comprender el peso de la trayectoria de la intérprete basta con comprobar lo que ha conseguido y ahora hace. Luque ha actuado, entre otros, en el Carnegie Hall -seguramente la sala de conciertos más emblemática de Estados Unidos- o en el Metropolitan, uno de los escenarios más importantes del mundo, además de haber realizado giras por todo el planeta, de Alemania a Corea del Sur, pasando por Turquía. De forma reciente ha grabado el Concierto de Aranjuez de Joaquín Rodrigo con la Orquesta Sinfónica de Londres en los Abbey Road Studios, en los que los Beatles registraron casi toda su discografía. Por supuesto ha sido galardonada con el primer premio en diversos certámenes internacionales, como el Manuel de Falla de música clásica de Granada, y ha obtenido becas como la del Lincoln Center.

Sobre su música, la algecireña explica: "La guitarra flamenca es algo que llevo muy adentro. Es el fluir natural de mi sangre. Me gusta tocar flamenco lo más que puedo. Requiere una técnica muy diferente a la clásica. El clásico es consecuencia de un entrenamiento arduo e interminable, en el que la técnica te exige un constante esmero y dedicación. Ambas son parte de mi rutina en mi estudio de la guitarra".

En la actualidad la algecireña trabaja en el proyecto de un disco con la soprano Ana María Martínez y la flautista Lauren Ausubel. El álbum contendrá composiciones de Luque, además del Concierto de Aranjuez que grabó en Londres. Al mismo tiempo, está poniendo en pie una orquesta femenina, la New York Women's Ensemble, que dirigirá en el Carnegie Hall a finales de 2011. Este concierto está vinculado a un programa benéfico que la propia algecireña ha creado llamado Music for Life NYC. "Es un trabajo arduo coordinar ambas organizaciones, pero el resultado de poder ayudar me da el ánimo para proseguir en todo esto", destaca.

Por otra parte, la guitarrista tiene cerrada una gira de conciertos para el próximo verano por Italia y Alemania, donde además va a impartir un seminario.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios