Viejo nuevo flamenco

  • El cantaor Pepe Luis Carmona, fundador de la Barbería del Sur, publica su segundo disco en solitario

Pepe Luis Carmona (Madrid, 1968) fundó en 1991 La Barbería del Sur, uno de los grupos destacados de la segunda cosecha de ese movimiento sabroso llamado nuevo flamenco que tanto aportó al mundo de lo jondo, tanto a nivel artístico como de popularidad. El primer disco del grupo, homónimo, de 1991, fue una bocanada de aire fresco para la música pop y de raíz española de la década. No obstante, dos de los miembros originales del grupo, Pepe Luis y Josemi Carmona, primos y flamencos, abandonaron la formación tras ese primer hito. El segundo se integró en Ketama, el grupo de sus primos Antonio y Juan Carmona, mientras que el primero publicó un disco como solista, Caído del cielo (1997). Éste es, por tanto, el segundo disco en solitario del cantaor madrileño de orígenes granadinos. Pepe Luis es hijo de Luis Habichuela, el tercero de los cuatro hermanos y tocaores Habichuela, tras Juan y Pepe, y antes de Carlos. Luis murió en 1993 dejando su arte en numerosas grabaciones y la semilla del mismo en la garganta de su hijo Pepe Luis. De hecho Pepe Luis ha sido cantaor para el baile en las compañías de Cristina Hoyos y Antonio Canales, entre otras. Es decir, que conoce todos los secretos del oficio de cantaor a la manera tradicional.

La vida llega ha sido concebido, compuesto y grabado en su mayor parte en Granada, ciudad en la que reside el cantaor desde hace nueve años. Cuenta con las colaboraciones, entre otros, de Pepe Habichuela, Jesús de Rosario, El Bola, Raimundo Amador, Jorge Pardo, Antonio, Juan y Josemi Carmona.

El disco sigue la línea de fusión de sus trabajos anteriores, tanto en grupo como en solitario, con un fuerte acento jondo. El tema que da título a esta obra es una canción por tangos con tumbao caribeño y con la guitarra de Agustín Carbonell. Con la voz sedosa, intimista, de Pepe Luis Carmona para un estribillo brillante y un texto existencialista. Deslumbrantes los coros contrastantes femeninos/masculinos. Viejo nuevo flamenco del mejor metal. En la misma línea, aunque subrayando más el acento caribeño, Cosas mías donde aparece la voz de Antonio Carmona dándole el definitivo acento ketamero. Sutileza en el toque, exquisitez en el estribillo y la voz y calidad en la composición. Y magníficos los teclados setenteros de Jony Gallo.

La vida llega incluye dos versiones. Encontramos en primer lugar Su pelo, incluida en el único disco de Ray Heredia, cuando se cumplen 25 años de su desaparición por estas fechas. Voz, guitarra, saxo y piano. Carmona, Raimundo Amador, Jorge Pardo y José María Cortina. Brillante. Y El sitio de mi recreo de Antonio Vega. Baste decir que la versión no desmerece en nada del original, uno de los clásicos del pop español.

Esta parte más pop del disco se combina con toda naturalidad con estilos tradicionales de lo jondo. Los tangos Gypsy's Dron incluyen las voces ensoleradas de Ramón el Portugués y de Aurora Losada, otro mito del nuevo flamenco, además de un par de falsetas de Josemi Carmona. Tangos extremeños del mejor linaje. En el taranto de Manuel Torre el cante de Carmona imita con acierto el estilo y las condiciones vocales de Camarón. Con la guitarra íntima y flamenquísima, Caño Roto en estado puro, de Jesús de Rosario. En los fandangos de Antonio el de la Calzá reaparece el tocaor madrileño para dos deliciosas letras de Pepe Luis, asimismo en la zona más aguda de la línea camaronera. La guitarra elegida para la granaína es la de Juan Carmona El Camborio, el hijo de Juan Habichuela y miembro fundador de Ketama. Es una granaína novedosa. Sobre el original de Antonio Chacón, Carmona ha compuesto una variación muy meritoria. El Camborio le da la réplica con sobriedad y justeza. Finalmente, la así llamada Soleá por bulería, un cante muy rítmico donde Carmona da fe de su virtuosismo con el compás, con la guitarra ensolerada de su tío Pepe Habichuela.

Solvencia flamenca, naturalidad en la mezcla y emoción a flor de piel. Una obra en la que el flamenco pop y la tradición se mezclan con toda naturalidad. Y es que lo que hoy consideramos tradicional en su día también fue vanguardia. Y ¿qué es el flamenco pop sino una tradición más de lo jondo?

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios