Torremocha convierte en novela la historia de la conquista de al-Andalus

  • El historiador algecireño recrea las hazañas de Tariq y Musa tras su desembarco

Antonio Torremocha siente de forma especial la historia de Algeciras, su ciudad. La vive y recrea, la desarma y construye, hila cada argumento y lo transforma en memoria, e incluso en novela. Tariq y Musa, Conquistadores de al-Andalus es su última obra, publicada con la editorial Almed y que se incluye dentro de los actos conmemorativos por el 1.300 aniversario del 711. Se trata de una novela que profundiza en el apasionante viaje de los dos principales protagonistas de la conquista de Hispania y la formación de al-Andalus.

La presentación del libro será el próximo 20 de diciembre a las 20:00 horas en el edificio Kursaal de Algeciras, aunque ya se distribuye por librerías. En el acto contará con la presencia de Virgilio Martínez, de la Escuela Superior de Estudios Árabes de Granada.

Aunque el proceso de redacción de la novela ha sido de dos meses, la documentación para la misma es consecuencia de más de una década de estudio, investigación y dedicación. Torremocha aguarda en su memoria esa historia, acomodada sobre la firmeza de más de una treintena de fuentes consultadas, entre árabes y cristianas medievales, con muchos textos en francés, ademas de análisis realizados por arabistas contemporáneos, como los publicados por Pedro Chalmeta sobre la invasión de España.

El historiador, doctor en Filosofía y Letras y director del Museo de Algeciras entre los años 1995 y 2007, explica que se trata de una novela histórica, aportando además una pincelada divulgativa comenzando la obra con la juventud de sus protagonistas Tariq ben Ziyad y Musa ben Nuzayr. Desde sus etapas juveniles en el Rif y Damasco, respectivamente, hasta ser nombrados, el árabe Musa gobernador de Ifriqiya y el Magreb, y el bereber Tariq como jefe de las tropas norteafricanas, que habían de protagonizar los prolegómenos de la empresa conquistadora.

Torremocha incide en detalles que invitan a recorrer la aventura de la conquista con un prisma más personal y literario. Musa tenía más de 60 años cuando desembarcó, mientras que Tariq unos 30. El segundo se encarga de iniciar el asedio con éxito, lo cual provoca que Musa acelere su conquista con un ejército de 12.000 guerreros que colonizan ciudades y fundan mezquitas, la primera en Algeciras. Ambos se enfrentan por el protagonismo de la conquista y finalmente vuelven a sus ciudades originales. Curiosamente Torremocha clarifica la caída en el olvido de los dos, pese a su gloria alcanzada en la conquista.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios