Sony-BMG agrupa su negocio en España para superar un "modelo caduco"

  • La división española de la discográfica Sony-BMG mueve ficha creando una promotora de conciertos y una gestora de derechos para controlar todos los ingresos generados por sus artistas

Ante las crisis de la industria "hace falta talento e imaginación", afirma a el presidente de Sony-BMG España, Carlos López, quien apuesta por vender "música en el más amplio de los sentidos" ante un "modelo empresarial caduco" y presenta Spot!, una nueva línea de negocio de música en directo.

Por ejemplo, Radiohead abandonó el año pasado EMI y dejó que los internautas pusieran precio a su último disco y Madonna se desmarcó de Warner para fichar directamente por una promotora, Live Nation Inc, que se ha convertido en propietaria de sus nuevos discos, giras y demás productos de márketing.

La convulsión en la industria musical hace que Sony-BMG España mueva ficha e intente una línea de negocio global, con la que controlar la creación de los discos y, además, funcionar como agente de artistas, como promotora y participar en la producción de conciertos, para lo que ha creado dos nuevas empresas, Spot! y Spot! Live. De esta forma Sony-BMG se convertirá en la primera compañía española "de música, no sólo de discos, que se cree a partir de la unión del talento de un artista y de una discográfica que aporte dinero ... y también talento".

La gestión de los discos sigue bajo Sony-BMG España, mientras que la de derechos de artistas corre a cargo de Spot!, que funciona de forma independiente como agente y promotora, asociada con empresas especializadas en "management" -como Attraction o Treintaytres-. Y a su vez, además de trabajar con grupos pertenecientes a Sony-BMG, como es el caso de los ya confirmados Pereza o La Quinta Estación, puede hacerlo con los de otras compañías.

Junto a ella se crea Spot! Live, empresa que además de actuar como agente y promotora de artistas, se encarga de la producción de las giras de conciertos, es decir, la logística que construye la gira, como el caso de Chayane y Ricky Martin, que se une a Sony-BMG en una línea de negocio completa.

Otra de las nuevas líneas de mercado que abre la división española de la discográfica es la compañía Producciones Anónimas, que se encarga de crear formatos musicales televisivos, como el espacio de TVE 'Hijos de Babel'. Todo ello para buscar una alternativa a la piratería.

"Para el consumidor la música no es gratis, siempre hay alguien que cobra por ella, y en el caso de las descargas ilegales es un proveedor de línea telefónica en vez del músico o el creador", apunta López. "Sony-BMG está contra el canon digital... pero también contra la piratería y contra el hecho de que las compañías telefónicas, que son los que ponen los medios para que la descarga ilegal exista, no sean las que paguen ese canon en vez de los usuarios", continua, "los Robin Hoods tampoco son legales en la actualidad".

Sony-BMG España cierra el 2007 como líder en el sector discográfico español controlando el 33 por ciento de las ventas totales de discos físicos, que, por otro lado, cae un 22,7 por ciento con respecto al año anterior. Pero para su presidente "lo que hace falta es imaginación y evitar lamentarse todo el tiempo".

Por eso, la compañía no deja de buscar alternativas. El pasado verano Sony-BMG España y Vodafone se aliaron para regalar durante un tiempo limitado más de mil canciones del catálogo de la discográfica para "intentar que la gente se acostumbre a poder comprar música a cambio de una cuota mensual", una opción perfectamente viable para el presidente de la compañía en España.

En la actualidad Movistar y las cuatro mayoristas -Sony, Warner, Emi y Universal- han puesto en marcha un servicio para escuchar canciones, con un catálogo de más de un millón de temas, por un coste de 6 euros al mes, a los que hay que sumar el coste de navegación (50 céntimos por cada diez minutos) de la descarga de las canciones en el móvil.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios