Luis Romero desentraña la vida del Consulado de España en Gibraltar

  • El periodista presenta su último trabajo de investigación, que expone por primera vez la lista de cónsules que ocuparon este cargo. El alcalde acompaña al autor

Comentarios 4

La obsesión por desgranar, desentrañar y llenar de vida un capítulo de la historia vacío, han sido algunos de los argumentos que el periodista Luis Romero ha metido en su maleta, para viajar en el tiempo y llegar a una meta clara, su segunda obra El Consulado General de España en Gibraltar: 1716-1954. Aunque su ardua investigación nació con intención de ser una conferencia para las jornadas del IECG, el gran volumen de datos al que se enfrentó le llevó a desarrollar esta monografía, editada por Imagenta.

El periodista presentó ayer la obra, en un acto organizado por el colectivo Alcultura, donde estuvo acompañado por el alcalde de Algeciras, José Ignacio Landaluce; el delegado del Ministerio de Asuntos Exteriores, Julio Montesinos; e Ildefonso Sena, en representación de la editorial.

Por primera vez se trata exclusivamente de esta oficina consular que, por muchos motivos, fue singular. A Romero se le ocurrió en 2006 investigar sobre el tema, "busqué en internet y no encontraba nada, y a lo largo de la investigación fui descubriendo tesoros". Su laborioso y concienzudo esfuerzo le llevó a recorrer un gran número de archivos históricos de España.

El periodista, que fue redactor jefe de Europa Sur, reconoció que una de sus mayores obsesiones fue conseguir la fecha del nombramiento del primer cónsul, nadie se lo supo decir, hallándolo finalmente en el Archivo General de Simancas de Valladolid. En la obra se descubre, además, que durante 237 años que duró el consulado -aunque no de forma ininterrumpida- hubo 49 cónsules, con duplicidades en algunos casos, viendo la luz por primera vez el listado de personas que ocuparon el cargo.

Romero relató, con gran entusiasmo ante un gran número de asistentes, los entresijos de su obra, los matices que más le han marcado y recorrió, sin entrar en los detalles -que sí se encuentran en el libro- lo que rodeó la clausura el 30 de abril de 1954 del consulado, como protesta por la visita de la Reina Isabel II al Peñón.

Entre los acontecimientos más significativos que se narran se encuentra el periodo de la Guerra Civil española, con dos oficinas consulares abiertas, una por cada bando, además de la biografía de algunos de los cónsules que pasaron por este destino.

Landaluce reconoció el gran trabajo de Romero, además de agradecer la invitación, siendo el primer acto de Alcultura al que asiste. Incidió en la necesidad de "conjugar y conseguir sinergías positivas" y abogó porque el colectivo sea también un referente cultural. Subrayó la singularidad de la comarca y destacó las ganas que existen de muchas personas, como Romero, por querer saber y aprender para compaginar los intereses de todos. Además hizo alusión al trabajo realizado por Carracao y De la Encina para que no se pierda la presencia del Gobernador Militar en la comarca.

Por su parte, la presidenta de Alcultura, Magda Belloti, aplaudió la calidad del acto y agradeció al primer edil su presencia.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios