El jerezano Juan Bonilla visitará en marzo en aula de literatura José Cadalso

  • El autor de 'Nadie conoce a nadie', todo un escritor de éxito en la actualidad, ha publicado tres poemarios desde 1994

Bastantes lo conocerán por su columna en un diario de tirada nacional, otros accedieron a él a través de sus poderosos libros de relatos y muchos habrán visto la adaptación cinematográfica de su novela Nadie conoce a nadie, el thriller ambientado en la Semana Santa sevillana que enfrenta a Eduardo Noriega y Jordi Mollá. Quizá no tantos hayan tenido constancia de sus poemarios. Es por ellos por los que Juan Bonilla (Jerez, 1966), todo un autor de éxito actual, visitará el 20 de marzo el aula de literatura José Cadalso de San Roque.

"Mi patria está en el cuerpo de Patricia, mi himno es su gemido, mi bandera su desnudez de doce de la noche a ocho de la mañana, tras la ducha mi patria va al trabajo, yo me exilio". Es un extracto de uno de los libros de poemas de Bonilla, el primero, Partes de guerra (1994). Son versos que suenan a aire fresco. El jerezano ha publicado dos poemarios más, El Belvedere (2002) y Buzón vacío (2006).

Bonilla se licenció en periodismo y ha colaborado de manera habitual en periódicos, revistas de información general y publicaciones literarias. Su primer libro, de hecho, es un recopilación de artículos periodísticos, Veinticinco años de éxitos, que salió en 1993 y se reeditó en 1996 con el título El arte del yo-yo. La holandesa errante (1998) y Teatro de variedades (2002) son otras de sus obras periodísticas.

El jerezano se ha movido siempre con comodidad por los géneros. Un ejemplo: entre 1994 y 1995, además de ver la luz esos primeros poemas de Partes de guerra, también sacó a la calle su primera colección de relatos, El que apaga la luz, y su primera novela, Yo soy, yo eres, yo es. La producción total de cada uno de ellos también se encuentra equilibrada. Con su última novela, que es de 2003, Los príncipes nubios, logró el premio Biblioteca Breve.

Efectivamente lo que no ha hecho Bonilla últimamente es prodigarse demasiado, lo que aumenta el interés por escucharlo en San Roque. En 2007 salieron dos de las traducciones que ha realizado, Chaperos, de Dennis Cooper, y El mago de la guerra, de David Fisher. También de 2007 publicó La costa del sol en la hora pop, su crónica del boom del litoral malagueño. Desde entonces, silencio editorial.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios