José Canela. Cantaor

"Jerez habla mi mismo idioma en el cante"

  • Se estrena en el Palacio de Villavicencio en la que será la primera vez que pase por el Festival, una cita emocionalmente intensa para él.

En los últimos meses, la vida ha puesto a prueba a José Canela Cortés (San Roque, 1977) que de golpe y porrazo ha tenido que asumir el relevo del cante de su padre. Esta tarde se estrena en el Palacio de Villavicencio en la que será la primera vez que pase por el Festival, una cita emocionalmente intensa para él "porque voy a tener en la mente a mi padre", fallecido el pasado mes de agosto.

-Supongo que estar en una plaza como esta, en un Festival que cumple 20 años y en Jerez...

-Hombre, estar aquí es un reto para mí y para cualquier artista, ya sea cantaor, guitarrista o bailaor. Será un momento clave en mi carrera, y por supuesto intentaré dejar todo lo que pueda de mi parte y que la gente se quede con buen sabor de boca de José Canela.

-Ha tenido que recoger el testigo demasiado pronto, ¿se siente preparado?

-Es cierto que la vida, por desgracia, me ha hecho que tenga que asumir determinadas responsabilidades demasiado pronto, pero es algo que tengo asimilado. Mi padre era uno de los artistas más importantes del cante gitano y yo heredo eso, y con eso tengo que vivir. Lo importante es que sé dónde vengo y hacia dónde voy.

-¿Cómo ha digerido todo lo que le ha sucedido en menos de un año?

-Ten en cuenta que son momentos críticos para una persona, y es difícil canalizarlo todo. Que te vengan cosas tan agresivas en tan poco tiempo no es fácil, porque además, la enfermedad de mi padre me cogió en pleno inicio del disco y he tenido que tirar hacia adelante con mucha dificultad. Afortunadamente, Dios me ha ayudado, soy creyente, creo en Dios y él es el que me ayuda continuamente.

-Su padre estuvo en Villavicencio en 2007, supongo que lo de hoy le traerá muchos recuerdos...

-Sí que me traerá porque ese día estuve con él. Seguro que me acordaré mucho de él, es un sitio que conozco, porque he venido a muchos recitales a Jerez, y me gusta por eso de cantar sin micrófono. Como estas últimas veces que me he subido a un escenario, la actuación se la dedicaré a él, entre otras cosas porque lo echo mucho de menos.

-Viendo los guitarristas que le acompañan a menudo se comprueba que se siente identificado con el toque de Jerez, porque hoy irá con Manuel Jero pero otras veces lo ha hecho con Miguel Salado...

-Sí, eso es algo que tengo claro. A mí me encanta la escuela de Jerez, porque es de primer orden y donde se ha tocado mejor pa cantar. Si la repasamos un poco está la escuela de Javier Molina, de los Morao, de Parrilla, la de Niño Jero...Jerez es cuna del flamenco y con sus guitarristas me siento muy cómodo porque además hablan el mismo idioma que yo hablo.

-Lo que tiene claro es que de lo ortodoxo no se va a bajar...

-Por supuesto. Soy un cantaor tradicional, y eso no quiere decir que no esté de acuerdo con la fusión o con otras cosas. Uno lo que busca es un camino, el que cree que es bueno, y darle su propio sello, pero siempre dentro de la pureza. De ahí no me voy a salir porque eso es lo que he vivido.

-Su padre llegó a elevar la soleá y la seguiriya al máximo nivel, ¿usted también va por ahí?

-Claro que sí, yo soy de soleá y de seguiriya porque además son el baluarte de mi casa, son las dos columnas de mi casa.

-Usted de alguna manera abandera también el cante de todo el campo de Gibraltar, ¿cómo ve el futuro o hay poco donde rascar?

-Sí que hay, lo que pasa es que a mí me ha caído esa responsabilidad. De todas formas, estoy orgulloso de ser el embajador de toda esa zona, aunque espero que poco se vayan incorporando más gente, que la hay.

-Ya por último, hace unos meses publicó su primer disco, ¿cómo ha ido esa experiencia?

-Bastante bien, lo sacamos el pasado año y de momento ha tenido un recorrido importante. Lo hemos presentado en varias ciudades a nivel nacional, entre ellas Madrid y en otros puntos de Andalucía, y sinceramente, tanto yo como el productor no nos podemos quejar. Este año que acaba de comenzar se esperan también cosas muy interesantes de presentaciones, en fin, que no me quejo. Sé que es un disco mejorable, y que, como dije antes, por la situación que viví hubo que hacerlas rápidas para que mi padre lo viera fuera, pero bueno, creo que en él se puede comprobar cuál es mi forma de cantar. 

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios