El Festival de cante de las Minas de La Unión mira a Andalucía

  • José Mercé, Antonio Reyes y Farruquito, entre otros, protagonizan esta 56ª edición que tiene a Blanca del Rey como pregonera

Acudir a la historia, al contexto social y hasta al romanticismo no sólo no está de más cuando se trata de abordar el arte sino que en casos como el del Festival de cante de las Minas de La Unión, cuya identidad está en el territorio, es absolutamente imprescindible.

Por más que durante años instituciones y aficionados hayan mantenido un recelo casi irracional, fruto de la inevitable pelusa que levanta el éxito ajeno -más aún cuando intermedia un flamenco que a ratos es patrimonio de la Humanidad pero más de unos que de otros-, lo cierto es que la cita llega a su 56ª edición siendo referente internacional en la proyección de nuevos valores con su concurso y trabajando por conservar unos cantes propios. Aunque lo haga "con artistas consagrados y jóvenes valores que vienen de Andalucía porque es donde está el germen del flamenco", como admitió el alcalde de La Unión, Pedro López, durante la presentación que tuvo lugar ayer en el Instituto Andaluz del Flamenco y a la que acudió la viceconsejera de Cultura, Marta Alonso, la directora del IAF, María de los Ángeles Carrasco, la diputada de Cultura, Rocío Sutil, así como los cantaores Pedro El Granaíno, Rancapino Chico, Manuel Cuevas y la ganadora de la última Lámpara Minera, María José Pérez, que deleitó con su actuación junto al tocaor Jesús Rodríguez.

Por tanto, era necesario "un reencuentro" que este año la Fundación Cante de Las Minas materializa rindiendo homenaje a la comunidad andaluza y reconociendo la labor del IAF, al que hará entrega del Castillete de Oro, su máxima distinción. Un galardón que la viceconsejera agradeció recordando "los lazos que unen" dos regiones que saben que "la creación de una sociedad justa pasa por la creación de una sociedad culta". Así, con la seguridad de que "no podemos vivir de espaldas a Andalucía" y la intención de "retomar relaciones", López hizo un llamamiento a las peñas "para que nos vean como colaboradores".

Igualmente, el alcalde anunció el nombre de la pregonera de este año, la bailaora y propietaria del mítico tablao flamenco madrileño Corral de la Morería, Blanca del Rey. La artista recordó emocionada la primera vez que acudió al municipio "allá por los setenta" y admitió quedarse "prendada" por el descubrimiento. "Fue un impacto comprobar cómo en un rinconcito de Murcia había una manera tan auténtica de cantar y cómo con las ganas, la entrega y la ilusión han logrado un milagro", manifestó.

Además, se dio a conocer la programación que se inicia el 4 de agosto con las actuaciones de María José Pérez, Alba Heredia -Desplante 2015- y Gautama del Campo, Filón 2015 y cuyas galas abren Manuel Cuevas y El Cabrero, el día 5. Les sigue el musical flamenco Eterno Camarón (día 6); José Enrique Morente y a Pitingo (día 7); Rancapino Chico y Farruquito (día 8) y Antonio Reyes y José Mercé, que cierran el cartel el día 9 para dar paso a las semifinales y del concurso. El verdadero motor de las Minas, que sigue descubriendo artistas desconocidos y en el que, como aseguró Cuevas, "se respira una magia especial".

Todo porque lo que consigue este pequeño municipio murciano cada verano es mantener vivo el lamento de sus mineros dentro del Mercado Público -sede oficial- y de la recuperada mina Agrupa Vicenta y también en el corazón de sus habitantes, que comparten anécdotas y recuerdos con el visitante frente a un plato de los famosos michirones de Bodegas Lloret o hacen sus apuestas sobre los ganadores tomando un café asiático mientras el jurado delibera.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios