El Festival de San Sebastián dedica una retrospectiva aJoseph Losey

El Festival de Cine de San Sebastián proyectará los 32 largometrajes que rodó Joseph Losey, director estadounidense al que dedica la retrospectiva de su 65 edición, para la que ha programado también seis de sus cortometrajes.

Nacido en Wisconsin, Losey fue víctima la caza de brujas en Hollywood y se estableció en el Reino Unido, donde filmó algunas de sus obras más representativas, como El sirviente, El accidente y El mensajero.

El director americano debutó con 'El niño de los cabellos verdes' en 1948

Las tres fueron escritas por el dramaturgo Harold Pinter y rodadas entre 1963 y 1971, al igual que otra de sus mejores películas, Rey y patria, que lo convirtieron en uno de los máximos representantes del cine de autor.

Hubo un antes y un después de este periodo, el de su etapa estadounidense hasta principios de los años 50 y el de la última, que le llevó a trabajar bajo producción italiana, francesa y española.

Losey, que falleció en Londres en 1984, dio sus primeros pasos en el periodismo y luego en el teatro, donde su abierto izquierdismo le llevó a realizar varios montajes de obras de Bertold Brecht y a viajar a la URSS para estudiar nuevos conceptos teatrales.

Dirigió varios cortometrajes para la Metro Goldwyn Mayer y debutó en el largometraje en 1948 El niño de los cabellos verdes, producida por la RKO. El forajido, El merodeador y The Big Night son algunos de sus filmes posteriores.

En 1951, su nombre apareció en las listas negras acusado de pertenecer al Partido Comunista, pero cuando fue llamado a declarar se encontraba en Italia rodando Stranger on the Prowl/Imbarco a mezzanotte y decidió no regresar a su país.

La relación de Losey con el Festival de San Sebastián "resultó siempre complicada a causa del régimen franquista", señala el Zinemaldia en un comunicado, que recuerda que, además de Caza humana, se presentaron en el certamen El tigre dormido y La mujer maldita.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios