Escuadra tacha de vandalismo la demolición del búnker 171

  • "Si se aplica esa misma política, las edificaciones más antiguas que queden aquí serán las naves de los hipermercados", se queja el concejal de Cultura de La Línea

El concejal y vicepresidente de la Fundación Municipal de Cultura de La Línea, Alfonso Escuadra, expondrá a los integrantes de la misma la conveniencia de remitir un escrito a la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía para frenar lo que él considera "vandalismo institucional" de algunas administraciones públicas que, sin tener en cuenta los rigores históricos, destruyen el patrimonio más reciente, en clara referencia a la reciente demolición del búnker 171, que estaba ubicado en la zona de Santa Bárbara y que ha sido destruido como consecuencia de las obras que se realizan para el paseo marítimo, a cargo de la Demarcación de Costas del Ministerio de Medio Ambiente del Gobierno de la nación.

"Es alta mi indignación, pero deseo que sean todos los integrantes de la Fundación los que secunden esta iniciativa de queja mediante un escrito. Estamos en una ciudad joven y si se aplica esa misma política las edificaciones más antiguas que queden aquí serán las naves de los hipermercados", indicó Escuadra.

Se trataba de unos de los pocos búnkeres pertenecientes a la defensa costera de Levante del cerrojo del istmo, diseñado por Jevenois dentro del sistema de fortificación del Estrecho en 1939. "Resulta incomprensible que mientras en infinidad de publicaciones, congresos y jornadas, los especialistas consolidan la consideración de estas obras fortificadas como una parte más del patrimonio histórico y cultural, mientras la propia Junta de Andalucía fomenta y apoya, aquí y en otros muchos lugares, actuaciones en pro de la recuperación y puesta en valor de este patrimonio, mientras por un lado se lanzan soflamas en pro de la recuperación de la memoria histórica, todavía nos encontremos como ejemplos de vandalismo institucional por parte de organismos oficiales totalmente insensibles a esta materia en base a unas razones cada vez menos razonables", se quejó el concejal de Cultura linense.

Escuadra agregó que, para más gravedad del asunto, La Línea de la Concepción tiene precisamente su origen en una línea fortificada de defensa. "Han desatendido las argumentaciones e informes municipales en pro de la conservación de esta obra. Es una nueva e irreparable agresión al patrimonio histórico localizado en la ciudad".

Para el edil, la historia se repite: "En 1996 protesté por la demolición del búnker existente en la antigua Comandancia Militar. Ahora, doce años después, seguimos en las mismas. Se hace necesario que la Junta de Andalucía, que ya se ha preocupado de inventariarlos, coja el toro por los cuernos y otorgue de una vez algún tipo de protección a estas obras".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios