El Consistorio de San Roque abre sus puertas al antiguo reloj de la iglesia

  • El mecanismo restaurado por La Trocha, que pertenece a la parroquia Santa María Coronada, ya puede ser visitado · Los principales autores de las labores de reparación han sido José Luis Pavón y José Martí

Comentarios 10

El antiguo reloj de la parroquia Santa María Coronada permanece expuesto desde ayer en la planta alta de la Casa Consistorial de San Roque. Esta máquina, que ha sido restaurada gratuitamente por la asociación La Trocha y trasladada a San Roque desde Algeciras con el patrocinio de Cepsa, se instaló en la torre de la iglesia en los años 50 del pasado siglo, si bien en la década de los 70 fue sustituida por el reloj actual.

Autoridades municipales, representantes de la empresa Cepsa y los principales autores de la reparación, José Luis Pavón y José Martí, asistieron al acto en el que se presentó el reloj, que funciona perfectamente. El alcalde en funciones, Fernando Palma, recordó que la restauración ha llevado cuatro años de trabajo, ya que la mayoría de las piezas se han tenido que volver a hacer porque estaban muy deterioradas.

El primer edil explicó que "esta máquina no puede exponerse en el exterior, sino dentro de un edificio -para que no se deteriore de nuevo-. Asimismo, destacó que hubiera sido más bonito poner el reloj en la entrada de la Casa Consistorial, pero resultó imposible por temas de seguridad, ya que dificultaría el paso en caso de evacuación del edificio. "En cualquier caso, todos los sanroqueños tienen las puertas abiertas para verlo y hacer fotos", aseveró el alcalde en funciones.

En nombre de Cepsa, Amalia Puigdengolas indicó que "nuestro apoyo al municipio es cultural, deportivo y social, y cuando el alcalde nos pidió ayuda no dudamos ni un momento, porque supo transmitirnos que la restauración de esta reliquia era importante para San Roque. Esperamos que lo disfruten todos los sanroqueños".

Por su parte, el Relojero Mayor de Tarifa, José Luis Pavón, dedicó una breve valoración señalando que "no tengo palabras, porque esto es algo sentimental que se hace con un cariño exquisito". Mientras, José Martí mostró su orgullo. "Pertenecemos a una asociación que no sólo vigila la preservación del patrimonio, sino que en nuestro caso contribuimos a que un patrimonio que estaba oculto pueda ser disfrutado por el pueblo de San Roque, que se lo merece".

El reloj, que está montado sobre una base de madera maciza que simula un mantel -obra de Martí-, se expuso hace unas semanas en la Escuela Universitaria Politécnica de Algeciras. Las personas interesadas en conocer más sobre el proceso de restauración pueden ver en internet un montaje de vídeo de Andrés Lasry en el que, a través de un modelo de simulación de 3D realizado por ordenador, se aprecia la construcción de las piezas, cómo se van ensamblando, cómo giran y funcionan. Se encuentra en Youtube.

José Luis Pavón tiene su taller en la parroquia de La Palma en la ciudad de Algeciras, donde también trabajan José Martí y otras personas vinculadas a la asociación La Trocha por la conservación del patrimonio. El reloj, de propiedad municipal, se encontraba muy deteriorado tras décadas de abandono, y durante el proceso de restauración no sólo hubo que limpiar mecanismos, sino también realizar piezas nuevas para sustituir las que eran irreparables.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios