Carvajal obtiene el Nacional de Poesía por 'Un girasol flotante'

  • El granadino reconoce que, a punto de cumplir 70 años, el prestigioso galardón le llega mientras reflexiona sobre cuál es el momento "adecuado" para callarse

El poeta Antonio Carvajal (Granada, 1943) resultó galardonado ayer con el Premio Nacional de Poesía por Un girasol flotante, un reconocimiento que le llega en un momento en el que se plantea cuándo llega el momento de "callarse" para evitar una "poesía de viejo" que a veces puede malograr una carrera literaria.

El Ministerio de Educación, Cultura y Deporte reconoció con el Premio Nacional de Literatura en la modalidad de Poesía, dotado con 20.000 euros, a este autor de una extensa obra poética, que es además doctor en Filología Románica y miembro de la Academia de Buenas Letras de Granada.

Carvajal señaló que, a punto de cumplir los 70 años, el galardón le ha llegado mientras reflexiona sobre cuál debe ser el momento "adecuado" para callarse, aunque se muestra convencido de que no le faltarán ganas de escribir.

Autor de títulos como Tigres en el jardín, Serenata y navaja, Siesta en el mirador, Después que me miraste, Testimonio de invierno, Los pasos evocados, Diapasón de Epicuro, Una canción más clara, Cartas a los amigos y Pequeña patria huida, Carvajal está ahora a la espera de "encontrar las palabras" que le permitan hablar "de la gente nueva que disfruta, que tiene esperanza y alegría para proseguir". Y es que, insiste, no quiere "escribir un libro sobre la vejez elegíaca, sino un canto a la vejez gozosa que contempla el milagro de la vida".

Este es un tema que, confiesa, le obsesiona y para el que busca las palabras, pues "un poema se hace con palabras, no con sentimientos. Son palabras que se juntan y significan de golpe lo que uno lleva dentro".

En la obra por la que ha obtenido el Premio Nacional de Poesía, Un girasol flotante, reflexiona "sobre el tiempo que se vive y los afectos"; un libro en el que, indica, "hay mucho de herencia tradicional", pero experimentando un nuevo tipo de versificación poco usual.

A pesar de ser muy crítico con la situación actual de la sociedad, el poeta confía en el ser humano: "En España desgraciadamente asistimos a una progresiva banalización del delito y lo más escandaloso queda impune, una degradación que va en aumento, pero el ser humano en general es bueno y generoso". En el terreno de la poesía hay, como en otros aspectos de la vida, "bandas de salteadores", pero también "seres excepcionales" y "poetas jóvenes llenos de valores", dice. Tras coincidir con "maestros" en las candidaturas de otras ediciones al Premio Nacional de Poesía, Carvajal bromea con el hecho de que "el escalafón es el escalafón", y ahora le ha llegado a él el turno, aunque deja claro que su actividad poética "nunca ha sido "una carrera hacia nada", sino un viaje hacia sí mismo.

Entre otros galardones obtenidos por el granadino figuran el Premio de la Crítica de Poesía en castellano, el Premio Villa de Madrid, el Francisco de Quevedo de Poesía y el Premio Andalucía de la Crítica en Poesía.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios