Achúcarro y una vida dedicada al piano, en el Cervantes del Peñón

  • El prestigioso pianista ofrece una conferencia magistral, aunque distendida, llena de anécdotas

Joaquín Achúcarro, decano de los pianistas españoles con 60 años de carrera internacional, ofreció ayer una conferencia magistral en el Instituto Cervantes de Gibraltar.

Con cientos de conciertos y viajes a sus espaldas, el prestigioso músico explicó durante su conferencia, que desarrolló de forma distendida y cercana a los asistentes, la arquitectura de la música y los diálogos que su piano mantiene con la orquesta.

Además, compartió con la audiencia sus conocimientos y retazos de sus interpretaciones, entre las que hay obras de Brahms, al que definió como "monumento de la literatura musical de todos los tiempos".

A sus 80 años, Joaquín Achúcarro mantiene la ilusión de interpretar "algunos de los conciertos que todos los pianistas sueñan con hacer", poniendo así de manifiesto su pasión por la profesión, de la que destacó tanto su dificultad como la dedicación y el esfuerzo que exige.

La conferencia incluyó dos proyecciones sobre los dos últimos trabajos del músico bilbaíno, sendas grabaciones con la Orquesta Sinfónica de Londres y la Filarmónica de Berlín, considerada la más importante del mundo.

Achúcarro, que siente una profunda devoción por el compositor gaditano Manuel de Falla, lleva 25 años viviendo en Dallas, donde tiene una cátedra desde la que guía a nuevos talentos de este instrumento. En esta ciudad texana hay incluso una fundación que lleva su nombre.

Nacido en Bilbao en 1932, el Gobierno español le concedió el Premio Nacional de Música en 1992. Cuatro años más tarde, recibió la Medalla de Oro de las Bellas Artes de manos del rey de España.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios