Rusia anuncia "medidas militares" si EEUU despliega su escudo antimisiles

  • El ministerio de Exteriores ruso informa que está dispuesto a abandonar las vías diplomáticas para emplear "métodos militares y técnicos".

Comentarios 1

 Rusia advirtió hoy de que responderá con medidas militares si Estados Unidos llega a desplegar su escudo antimisiles en Europa del Este, cerca de sus fronteras.

"Si frente a nuestras fronteras comienza el despliegue real del sistema estratégico de defensa antimisiles de Estados Unidos, nos veremos obligados a reaccionar con métodos militares y técnicos, y ya no diplomáticos", amenazó el ministerio de Exteriores ruso.

La Cancillería rusa denunció que la firma hoy por Washington y Praga de un acuerdo para instalar en territorio checo un radar, como primer elemento del escudo antimisiles, "no aumenta la seguridad no de la República Checa, ni de Europa en general".

Según Moscú, "no cabe duda" de que el acercamiento de elementos del arsenal estratégico norteamericano al territorio de Rusia "puede ser empleado para debilitar el potencial ruso de disuasión".

"Está claro que en esta situación la parte rusa tomará medidas adecuadas para compensar las amenazas potenciales a su seguridad nacional. Pero no somos nosotros los que elegimos", señala el comunicado difundido en la página web del ministerio.

La nota precisa que Rusia se verá obligada a tomar medidas de respuesta si los acuerdos entre Washington y Praga llegan a ser ratificados, a pesar de la fuerte oposición al escudo del Pentágono entre la sociedad -según constatan los sondeos- y el Parlamento checo.

Asimismo, reitera el rechazo de Moscú al sistema antimisiles norteamericano al señalar que "es capaz de dinamitar la estabilidad y la seguridad no sólo a escala europea, sino global".

"Cualquiera que sea el desarrollo de la situación, partiremos ante todo de la necesidad de garantizar debidamente la seguridad de nuestro Estado", subraya el comunicado.

Moscú lamentó también que EEUU haya "ignorado de hecho" la propuesta alternativa rusa de crear conjuntamente "un sistema colectivo de seguridad para las amenazas de ataques con misiles".

Además, denunció que Washington ha retirado sus propuestas de "medidas de transparencia y control" que había ofrecido a Rusia con anterioridad para convencerla de que el escudo antimisiles no estará dirigido contra ella.

"Observaremos atentamente cómo evoluciona la situación, y seguiremos abiertos a un diálogo constructivo tanto sobre el sistema antimisiles, como sobre toda la problemática de la seguridad estratégica, pero siempre en pie de igualdad", señala la nota.

El acuerdo entre Praga y Washington se produce en medio de la incertidumbre sobre otro acuerdo similar entre EEUU y Polonia, país donde el Pentágono pretende instalar una base con una decena de misiles, con el fin de defenderse de un posible ataque balístico.

Polonia estima insuficiente la asistencia militar que le ofrece a cambio EEUU, mientras la vecina Lituania se ha ofrecido ya para estudiar una eventual propuesta de Washington en caso de que fracasen sus negociaciones con Varsovia.

Los planes de EEUU contemplan la instalación de un sistema de radar en suelo checo y de una base de diez cohetes interceptores en Polonia para neutralizar eventuales ataques con misiles de países como Irán.

Rusia rechaza tajantemente estos planes, porque estima que el escudo antimisiles desplegado cerca de sus fronteras estará dirigido contra su potencial militar, y ha advertido de que apuntará con sus misiles nucleares a los países que alberguen esas instalaciones.

"Estos países deben entender que las instalaciones de defensa antimisiles son componentes del sistema estratégico de contención norteamericano, y tales elementos son, por definición, blancos" para las Fuerzas Armadas de Rusia, advirtió hoy el conocido politólogo cercano al Kremlin Viacheslav Níkonov.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios