EEUU duda que Gadafi haya huido a Níger pese al desembarco del convoy de sus leales

  • Los rebeldes negocian un acuerdo para que no haya sangre en el asalto final a Bani Walid

El ministro nigerino de Asuntos Exteriores, Mohamed Bazoum, confirmó ayer la llegada a Níger en las últimas horas de varios convoyes de ciudadanos libios, aunque minimizó su número. "No se trata de una llegada masiva que suscite inquietud", dijo el ministro, sin precisar la identidad de las personas que viajaban en los convoyes.

El primer convoy, compuesto de todoterrenos, llegó a territorio nigerino el pasado domingo y según fuentes locales en él figuraban importantes miembros del régimen del coronel libio Muamar el Gadafi. Según las mismas fuentes, entre ellos estaban el general Mansour Abdalá Daouw, jefe de las brigadas de seguridad libias, el general Aly Kanna y Husein Alkouny, un diplomático libio que fue embajador de su país en Níger. Según noticias no confirmadas oficialmente, los recién llegados ya se encontrarían en un lugar secreto en la capital de Níger, Niamey.

Pese a este desembarco, Estados Unidos no cree que Gadafi haya huido a Níger. "No tenemos ninguna evidencia de que Gadafi esté en otro lugar que no sea en Libia, por el momento", dijo la portavoz del Departamento de Estado, Victoria Nuland, en su rueda de prensa diaria. Una delegación formada por cinco líderes tribales de la región de Bani Walid se reunió ayer con los mandos militares rebeldes libios que asedian la ciudad para tratar de llegar a un acuerdo definitivo que permita la entrada de las tropas sin derramamiento de sangre. Fuentes militares rebeldes explicaron a Efe que esperaban una respuesta afirmativa de los notables, que al parecer se comprometieron el lunes a convencer a los gadafistas que se atrincheran en esta localidad del desierto de que depongan las armas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios