La Semana Santa de La Línea, un adolescente en pleno crecimiento

  • Responsables del Consejo Local y de las hermandades coinciden en que la celebración ha ganado este año

  • La mejora de la Carrera Oficial, entre las peticiones de cara a 2018

Ana Villalta, Luis Mañasco, Juani Fernández, Jesús Luque, Ramón Mata, Susana González, Javier Chaparro, Rafa Máiquez, Francisco Fernández y Agustín Ruiz. Ana Villalta, Luis Mañasco, Juani Fernández, Jesús Luque, Ramón Mata, Susana González, Javier Chaparro, Rafa Máiquez, Francisco Fernández y Agustín Ruiz.

Ana Villalta, Luis Mañasco, Juani Fernández, Jesús Luque, Ramón Mata, Susana González, Javier Chaparro, Rafa Máiquez, Francisco Fernández y Agustín Ruiz. / reportaje gráfico: jorge del águila

Comentarios 0

La Semana Santa de La Línea ha sido una de las mejores de los últimos años. En esta afirmación coincidieron todos los asistentes a la tertulia cofrade que Europa Sur celebró ayer en el restaurante Alevante, aunque los protagonistas de la Semana Grande también entienden que aún se puede mejorar en algunos aspectos, sobre todo en la Carrera Oficial, que por tercer año consecutivo ya no pasa por la calle Real. El exorno de este recorrido y la instalación de vallas para estrechar las calles es una de las principales demandas para años venideros que fueron recogidas por la concejal de Festejos, Susana González.

En el animado debate en torno a la mesa participaron, además de la edil de Festejos, el presidente del Consejo Local de Hermandades y Cofradías, José Ramón Mata; uno de los máximos precursores de la Semana Santa de La Línea, Luis Mañasco; el vicepresidente del Consejo Local, Jesús Luque Vázquez; el fiscal de la hermandad del Gran Poder, Agustín Ruiz; la capataz del paso de palio de la hermandad de Perdón y Salud, Juani Fernández; y la periodista de Cope Campo de Gibraltar Ana Villalta. Javier Chaparro, director de Europa Sur, moderó el animado debate.

El más crítico por el cambio de la carrera oficial fue Luis Mañasco. "No hay derecho que no pase por ahí. Es como si le quitan La Campana a Sevilla o a Málaga la calle Larios". Jesús Luque, por su parte, propuso que el actual recorrido esté totalmente vallado. "Pero con vallas que estén sujetas al suelo y tapadas con telas, que no sean de tráfico, y que dejen un pasillo de tres metros y medio o cuatro, no hace falta más espacio. También sería ideal que durante el recorrido se pusieran sillas y que se contara con asociaciones. Y en el palco que entre la gente que quiera entrar. Eso hay que conseguirlo".

También surgió la idea de que el Gran Poder cambie su recorrido para que los cortejos sean más fluidos el Jueves Santo, cuando coinciden hasta tres hermandades por el centro de la ciudad. Para ello el fiscal, Agustín Ruiz, propuso que se celebre una reunión con los fiscales de las cofradías que coinciden después de que el Consejo Local haya tomado los tiempos durante la pasada Semana Santa.

Luis Mañasco sugirió que una hermandad, el Santo Entierro, realice su estación de penitencia el Sábado Santo, con lo que descongestionaría el Viernes Santo, día en el que salen cuatro cofradías. "Así se le daría a esa procesión la categoría que se merece". El presidente del Consejo Local desveló que el cambio al Sábado Santo tiene la autorización del Obispado, pero aclaró que la decisión está en manos de la junta de gobierno de la hermandad.

En cuanto al balance de este año, Susana González destacó que se ha mejorado en cuestiones como la seguridad. "Hemos contado con más medios y se ha notado durante toda la semana. También hemos ampliado los palquillos, que han tenido más asistencia, y se han decorado todos los balcones de la Plaza de la Iglesia, con lo que todo ha sido más vistoso. Además ha hecho mejor tiempo". Ana Villalta propuso, para aumentar la vistosidad de las calles, que se convoque un concurso de embellecimiento de balcones para próximos años. González recogió la propuesta.

Una de las quejas que expresaron los representantes de las hermandades fue la cantidad de parones que tuvieron que sufrir algunas cofradías. Jesús Luque, que además es capataz del paso del Perdón, lamentó que el cortejo tuviera que esperar un cuarto de hora mientras salía a la calle el Gran Poder. Precisamente los asistentes debatieron si es conveniente que el Gran Poder amplíe su recorrido para descongestionar el centro de la ciudad el Jueves Santo y que se recoja más tarde. Ramón Mata abogó porque la cofradía crezca.

Los tertulianos también coincidieron en que la Semana Santa linense ha crecido mucho en muy poco tiempo y que aún tiene mucho margen de mejora. "Todavía está en plena adolescencia y aún le falta para alcanzar la madurez. No tengo la Semana Santa que quiero, pero quiero la Semana Santa que tengo". Jesús Luque indicó que sí se ha avanzado mucho en cuanto a costaleros y capataces.

La hermandad de San Pedro tuvo su especial protagonismo en esta tertulia después de que no pudiera realizar la estación de penitencia en 2016. Este año ha vuelto y, como explican los capataces de ambos pasos, Jesús Luque y Juani Fernández, lo ha hecho incluso con más hermanos. "La hermandad ha crecido en este año de parón. Ha crecido el número de nazarenos y creo que uno de los factores ha sido que se han abierto las puertas desde primera hora y se ha transmitido que la cofradía es de todos los hermanos", explicó Luque. "El barrio se ha implicado mucho y se ha trabajado mucho durante el año en el que estuvo el comisario y después desde la entrada de la nueva junta de gobierno", indicó Juani Fernández.

Juani es además la única mujer que es capataz de un paso en La Línea. El papel de la mujer en la Semana Santa de La Línea también se analizó a la mesa en Alevante. "Yo llevo ya 12 años de capataz y antes estuve nueve como costalera. Muchas de ellas hacen un esfuerzo muy grande para sacar a la Virgen porque no tienen con quién dejar a sus hijos. En los ensayos no es raro que alguna costalera se traiga el carrito con su hijo".

Jesús Luque recordó cómo fueron los inicios de esta cuadrilla femenina. "Primero la Virgen salía a la puerta de la iglesia en parihuelas y poco a poco se fue gestando la idea de que el paso lo llevaran mujeres. La iglesia no se opuso y ya llevan muchos años". "Nos decían al principio que si no podíamos con la parihuela, después que si no podíamos con el palio... hasta ahora. Pero ya no quiero meterle más peso", afirmó Juani Fernández. José Ramón Mata recordó que a finales de los años 70, cuando La Línea tuvo a su primera hermana mayor, Paqui Fernández, en Sevilla aún se debatía si las mujeres podían salir como nazarenas. "En La Línea las mujeres representan más del 50% de los hermanos que hay en cada cofradía", abundó Mata.

Ana Villalta, por su parte, destacó la "mentalidad abierta" que existe en el mundo cofrade linense, en el que además de hermanas mayores ha habido muchas pregoneras.

La tertulia terminó con la sensación de que la Semana Santa de La Línea debe tener una mayor promoción y aprovechar la extensión de su litoral para llamar la atención de las personas a las que les gustan las cofradías y la playa. Para ello los representantes de las hermandades solicitaron a la edil de Festejos que se promocione la Semana Mayor de La Línea en Fitur.

más noticias de LA LINEA Ir a la sección La linea »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios