Gibraltar amenaza con retirar derechos a los españoles si se usa el veto en el Brexit

  • Joseph Garcia matiza luego que sería un efecto "no deseado" y reconoce que Dastis pretende evitar daños a los transfronterizos

Acceso a Gibraltar desde La Línea. Acceso a Gibraltar desde La Línea.

Acceso a Gibraltar desde La Línea. / e. fenoy

Comentarios 13

El viceministro principal de Gibraltar, Joseph Garcia, advirtió ayer que su Ejecutivo podría rescindir los derechos que tienen los españoles y el resto de ciudadanos comunitarios si España ejerce su derecho al veto para excluir al Peñón del acuerdo del Brexit, según manifestó en declaraciones al diario británico The Guardian.

"Hemos recibido asesoramiento de los más destacados abogados de Reino Unido y nuestro consejo es que la cláusula es ilegal y nuestra posición es que si España ejerce un veto en virtud de esa cláusula, lo recurriremos en un tribunal, independientemente de lo que pueda pasar a todo el proceso del Brexit", sostuvo el número dos del Gobierno gibraltareño.

Frente a estas manifestaciones, el ministro de Exteriores español, Alfonso Dastis, ha asegurado en reiteradas ocasiones que no utilizará la capacidad de veto de España ni ninguna otra estrategia para presionar con Gibraltar. "No vamos a boicotear ninguna resolución del Brexit para presionar a Gibraltar", afirmó a principios de este mes.

Garcia matizó en un comunicado posterior del Gobierno gibraltareño emitido anoche que la retirada de los derechos a la población española y europea sería "un potencial efecto secundario no deseado" e incluso resaltó que la buena voluntad está marcando hasta el momento el proceso. "Siento un verdadero optimismo respecto a la actitud de todas las partes relevantes de asegurar que, en lugar de hablar de vetos, todos deseamos hablar de cooperación y asegurar que los ciudadanos no se vean adversamente afectados de ninguna manera por el Brexit. El señor Dastis, ministro de Exteriores español, ha sido explícito a la hora de manifestar que desea evitar cualquier perjuicio para aquellas personas que viven y trabajan en esta región. Este es un aspecto de profundo interés común entre nosotros y, efectivamente, una responsabilidad común", dijo.

Según las directrices de negociación de la Unión Europea publicadas en abril de 2017, Gibraltar se quedará fuera de cualquier acuerdo comercial de Reino Unido salvo que haya un acuerdo previo con España sobre su status, lo que supone conceder a España un derecho al veto.

Garcia dijo al rotativo inglés que la aplicación de este veto podría llevar a su Gobierno a revisar el status de los ciudadanos comunitarios en su territorio y también a analizar el acuerdo que garantiza el pago de las pensiones a los españoles que trabajan en Gibraltar, que data de 1969.

Garcia ha afirmado que España está intentando hacer una distinción entre una retirada y una transición, a pesar de que el Gobierno de Gibraltar insiste en que la transición forma parte del proceso de retirada de la Unión Europea.

El ministro gibraltareño insistió en que si Gibraltar fuera excluida de un futuro acuerdo, el Gobierno del Peñón se vería obligado a revisar los derechos de los ciudadanos comunitarios que viven y trabajan en su territorio y de los 13.000 trabajadores que cruzan cada día desde España.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios