Dastis asegura que el acuerdo para el Brexit podría alcanzarse en verano

  • El Gobierno quiere resolver "asuntos irritantes" como la falta de transparencia fiscal del Peñón

Alfonso Dastis. Alfonso Dastis.

Alfonso Dastis. / zipi / efe

Comentarios 2

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Alfonso Dastis, aseguró ayer que el Gobierno trabaja para alcanzar un acuerdo con Reino Unido sobre Gibraltar en el marco del Brexit "antes de octubre o incluso en verano", y espera que la posición británica sea la misma. Dastis añadió que España va a defender sus posiciones, así que no excluye nada.

En una entrevista en la BBC, Dastis afirmó que las conversaciones están siendo "muy constructivas" y que ya ha habido "tres o cuatro" reuniones. Estas negociaciones se deben a que la UE ha decidido que el periodo de transición post Brexit y los acuerdos futuros con Reino Unido solo se aplicarán a Gibraltar si hay un acuerdo bilateral entre Londres y Madrid.

El ministro explicó que el Gobierno español quiere "resolver algunos asuntos irritantes" como la falta de transparencia del sistema fiscal gibraltareño o cuestiones relacionadas con el control de fronteras.

Sobre la posibilidad de un uso conjunto del aeropuerto, señaló que si se consiguiera un acuerdo, el aeródromo podría formar parte del cielo único europeo y usarse para vuelos europeos. Dastis defendió que, de este modo, el aeropuerto podría usarse en beneficio de la población de la zona, pero también indicó que esta infraestructura está en un trozo de tierra, el istmo, que no se cedió en el Tratado de Utrecht y, por lo tanto, España no acepta que tenga jurisdicción británica.

En otra entrevista concedida a Reuters, el ministro añadió que hay "buena voluntad" entre ambas partes y aseguró que el objetivo de España es "preservar los derechos de los ciudadanos y crear un espacio de riqueza compartida".

Dastis afirmó que España reconoce que Gibraltar fue cedido al Reino Unido hace más de 300 años, pero que no quiere renunciar a su integridad territorial. Reseñó que España no quiere convertir las negociaciones en una situación de rehenes o "arruinarlo todo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios