Cuando el talento y la anarquía no se llevan bien

E. Molinelli / kaunas

Eslovenia es un equipo con un baloncesto elegante pero a la vez muy asequible por la falta de rotación y alternativas ante las múltiples propuestas que puede hacer el equipo español. Los balcánicos vuelven a hacer honor a su trayectoria en las competiciones internacionales de los últimos años. Un inicio prometedor, a gran nivel, y una trayectoria descendente desde entonces.

En Lituania, la primera fase comenzó jugando muy bien y derrotando sucesivamente a Bulgaria, Ucrania, Georgia y Bélgica, rivales todos ellos muy inferiores. Ante la primera prueba de verdad, si embargo, cayó ante Rusia por un solo punto 64-65. En la segunda fase comenzó su declive perdiendo ante Grecia y Macedonia y ganando un último partido agónico a Finlandia por 67-60.

Pero peor que los últimos resultados son las sensaciones que ha transmitido en la pista, sin ideas, sin alternativas, casi sin ganas y con el lanzamiento exterior como una solución ante cualquier problema. Y además, una gran falta de solidaridad entre sus jugadores que, a veces, parecen competir por quien lanza el triple antes.

Con Erazem Lorbek como gran referencia, aunque el ya ex barcelonista Jaka Lakovic también requiere su cuota de protagonismo, Eslovenia parece un equipo cansado y sin recursos, en el que el NBA Goran Dragic no está teniendo una gran actuación. En los dos partidos de preparación que España y Eslovenia disputaron ganaron los de Sergio Scariolo, que no pierden con los balcánicos desde 1999, en Málaga (73-61) y Granada (79-57).

Ahora, en unos cuartos de final, la historia es distinta y España no se fía de un rival con talento en su plantilla y un viejo zorro en el banquillo como Bozidar Maljkovic, muy experto en estas lides. El ex entrenador del Barcelona, Real Madrid, Unicaja o Baskonia intentará llevar el partido a un tanteo corto y con ritmo lento, para tener posibilidades en los minutos decisivos, en los que la falta de presión y el poco que perder de los suyos podrían jugar a su favor.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios