"No tengo intención de dimitir"

  • Laporta deja claro que no abandonará la Presidencia pese a las presiones

El presidente del FC Barcelona, Joan Laporta, salió ayer al paso de las informaciones surgidas sobre su continuidad como máximo mandatario del club catalán y afirmó que no tiene "ninguna intención de dimitir" y reiteró que se siente "legitimado" para continuar en su cargo hasta 2010.

Laporta reiteró ayer en el aeropuerto del Prat, tras su llegada de Suiza después de participar en una reunión de clubes europeos, las declaraciones que ya hizo el domingo por la noche tras conocerse el resultado de la moción de censura, en las que afirmaba que pese a que el 60,60% de los socios votaron a la moción, él se sentía "legitimado" para seguir. "No tengo ninguna intención de dimitir y, además, como ya dije en su momento, estamos legitimados para continuar", insistió.

El presidente del Barcelona, que reiteró en varias ocasiones su intención de no dimitir, aseguró que ahora tienen que ser "coherentes, responsables y recuperar la paz" del club. "Tenemos margen de confianza porque hemos superado la moción de censura", afirmó Laporta.

El mandatario culé aseguró sentirse con la "ilusión y las energías renovadas" para seguir dirigiendo el club y no se pronunció ante la posibilidad de que algunos directivos estén dispuestos a presentar su dimisión y tratar de forzar la marcha del presidente.

"Tengo que comentarlo con las personas que puedan estar ahora en un momento que a lo mejor piensen en tomar alguna decisión, pero yo no lo sé, vengo de Ginebra", dijo al respecto.

La junta directiva del Barcelona tiene intención de reunirse este jueves para valorar el resultado de la moción de censura y tomar una posición ante su continuidad al frente del club.

Por otra parte, el alemán Karl-Heinz Rummenigge, director general del Bayern de Múnich, y Joan Laporta, máximo dirigente del Barcelona, fueron reelegidos ayer presidente y vicepresidente, respectivamente, de la Asociación Europea de Clubes (ECA) durante la reunión celebrada en la localidad suiza de Nyon.

La ECA, que desde el pasado lunes celebra su asamblea en el cuartel general de la UEFA, también renovó en su cargo de vicepresidente a Umberto Gandini, director organizativo del Milán, y eligió para un puesto similar al representante del Glasgow Rangers John McClelland.

En la cita de ayer los clubes europeos volvieron a mostrar su malestar por la regla del 6+5, propuesta de la FIFA que exige la presencia de seis jugadores seleccionables en el once inicial y que se irá aplicando de forma progresiva.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios