La UD Tesorillo pide perdón a la árbitro Laura Jiménez

  • La entidad recalca que los insultos machistas los realizó "un pequeño grupo" que no representa "ni a la afición y muchos menos al pueblo"

Comentarios 1

La directiva de la Unión Deportiva Tesorillo hizo público ayer un comunicado para dejar constancia oficial de su rechazo a los insultos machistas de los que fue objeto la árbitro auxiliar de San Fernando Laura Jiménez de los Galanes Cachafeiro en el transcurso del encuentro de la Segunda Andaluza que el conjunto amarillo y el Jédula disputaron el pasado 22 de febrero en el campo La Era y que concluyó con victoria visitante por cero-tres. El club deja claro que esa conducta fue protagonizada por un pequeño sector "que no representa" a su afición.

El pasado lunes Diego Quirós, como portavoz de la UD Tesorillo, ya había reprochado el comportamiento tanto de los seguidores como de un futbolista -que ha sido dado de baja- que protagonizaron los hechos denunciados por el Sindicato de Árbitros de Andalucía.

En el comunicado de este organismo se reproducían frases como "ojalá volviese Franco y os mandase a todas a la cocina, que es vuestro sitio" o "o los únicos palos que deberían agarrar son los de pollas y los de fragonas" dirigidas contra la mencionada linier.

Laura Jiménez expresó, a través de su perfil de Facebook, su malestar por esta situación y expresó en una sola reflexión el trasfondo de su denuncia: "Los insultos provenían tanto de hombres como de mujeres lo que me parece más lamentable aún. Durante los noventa minutos no escuché un insulto por cómo estaba arbitrando, todos se limitaban a descalificarme como mujer".

A raíz de la difusión que ha tenido esta denuncia, la UD Tesorillo hizo público ayer un escrito en el que lamentó los hechos. "La Unión Deportiva Tesorillo los rechaza y reprueba totalmente y por ello pide perdón públicamente a la asistente en particular [Laura Jiménez] y a todo el colectivo arbitral en general".

"Queremos precisar que esos gritos fueron realizados por un reducido número de personas, que para nada representan a la extraordinaria afición y mucho menos al pueblo de San Martín del Tesorillo", recalca el escrito. "La junta directiva la componen un número reducidísimo de personas, a los cuales les es imposible poder controlar la actitud reprobable de ciertos espectadores".

La directiva recuerda que "como muestra" de su buena predisposición "para erradicar este tipo de actos" ya tomó "la decisión de apartar definitivamente a un jugador, que también insultó a la asistenta"

"Rechazamos y lamentamos los comentarios de algunos colegiados en las redes sociales, que a la hora de reprobar lo hechos que nos ocupan, han insultado gravemente al pueblo de Tesorillo en general, al que han puesto a la misma altura que aquellos que insultaron a su compañera", se queja la entidad de La Era.

"En lo sucesivo como ha venido siendo hasta ahora, se pondrán todos los medios a nuestro alcance para que no se vuelvan a repetir, incidentes tan desagradables", se compromete el club.

Se da la circunstancia de que el alma mater del club, Diego Quirós, es hijo de un reputado exárbitro adscrito al Colegio de La Línea, Francisco Quirós, y que éste siempre hizo de la defensa de los derechos de los trencillas una bandera, por lo que resulta aún más fácil comprender el estado de ánimo de los directivos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios