Deportes

Rufete y una tropa para subir

  • El exinternacional, mano derecha de Salvo, es el tercer técnico de un conjunto que sólo ha perdido cuatro partidos

  • Moussa y Copi ayudaron al asenso a Tercera de hace un año

Un once reciente de la UD Ibiza en Can Misses. Un once reciente de la UD Ibiza en Can Misses.

Un once reciente de la UD Ibiza en Can Misses. / el periódico de ibiza

El exfutbolista internacional Rufete comanda a la Unión Deportiva Ibiza-Eivissa, un equipo que acabó tercero del grupo XI (el balear) con 88 puntos, a uno del Poblense, el segundo, y a cinco del campeón, el Mallorca B.

El rival del Algeciras en la primera eliminatoria por el ascenso a Segunda B es el que menos partidos perdió en su grupo esta temporada, sólo cuatro en 38 jornadas.

La eliminatoria está al 50%. La afrontamos con humildad y mucho trabajo para pasar"

El Ibiza se puso en manos de Rufete a finales de abril. El exjugador de Valencia, Málaga o Espanyol, entre otros clubes de Primera, es el hombre de confianza del presidente, Amadeo Salvo, y el director deportivo. El club se encomendó a Rufete tras la destitución de Toni Amor. No fue el primer cambio del curso ya que David Porras, el técnico del ascenso, fue cesado tras perder en la primera jornada.

Tras Porras, tomó el mando de forma interina Manel Benavente antes de que llegase Amor. El hecho de que el Ibiza no diese caza al líder acabó por costarle el puesto al entrenador. Rufete, que tiene como segundo a Antonio Ñoño Méndez (ex del San Fernando), dio ayer las primeras pinceladas sobre el Algeciras: "Tenemos toda la semana para analizar al rival. Si ha quedado tercero es porque habrá hecho, al igual que nosotros, cosas bien y cosas mal".

"Es una eliminatoria que está al 50% hasta que pite el árbitro", continuó. "Nosotros vamos a trabajar preocupándonos, sobre todo, de nosotros. Vamos a afrontar esta eliminatoria con humildad y mucho trabajo para conseguir el pase", agregó el técnico.

La UD Ibiza aspira a dar el salto a la categoría de bronce apenas un año después del ascenso de Regional a Tercera. Amadeo salvo desembarcó en 2015 con un proyecto ambicioso en el que no escatima medios.

De hecho, el nuevo sintético del estadio de Can Misses lo costeó el que fuera presidente del Valencia CF, que rescató a la entidad de su deuda en su desembarco y puso al equipo en liza en la Segunda Regional. El feudo balear, inaugurado en 1991, cuenta con un aforo de unas 4.500 plazas y está en buenas condiciones.

Los aficionados algeciristas tienen referencias del Ibiza por Moussa, que jugó allí, de hecho compartió ascenso el pasado curso con el algecireño Copi y el tarifeño Juanma Quintero, aunque todos salieron tras celebrar el salto a Tercera.

Rufete dispone de un plantel con nombres señalados como el exbalono Cristian Terán, el goleador Sergio Cirio (27 tantos), Verdú, Gámiz o Álvaro Muñiz, el verdugo copero del Athletic, que salió en invierno del Formentera. Los celestes vencieron a domicilio al Serverense en la última jornada y encadenan diez partidos sin perder.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios