Fútbol l Tercera división

La Balompédica encara su habitual sprint final a la 'liguilla'

  • Los albinegros dependen de sí mismos para finalizar la temporada entre los cuatro primeros. Cartaya y Unión, a domicilio, y Ayamonte, en casa, los rivales

Comentarios 1

La Real Balompédica inicia este fin de semana su particular sprint final hacia la liguilla al que ya se ha habituado en las últimas temporadas. En esta campaña los linenses llegan al tramo decisivo con ventaja frente a sus oponentes. Son cuartos y además, a priori, tienen un calendario más asequible que sus principales contrincantes, Atlético Sanluqueño y Pozoblanco.

Los pupilos de Baby se miden el domingo al Cartaya, cuyo técnico, Juan Palma, ha confesado públicamente que ese no es un partido de su Liga. El siguiente rival para los albinegros será el Ayamonte, que aunque tiene prácticamente la permanencia asegurada, quiere evitar concluir en la decimoséptima posición, que en caso de que se produzcan tres descensos a Tercera y ningún ascenso a Segunda B será otra plaza de descenso. El último rival de los balonos será la Unión, ante el que es más que probable que los de La Línea se jueguen sus opciones ante un conjunto barreño que ya no aspira a nada.

Además la Real Balompédica juega dos de esos tres últimos partidos lejos del Municipal, donde destaca más. Los linenses son el tercer mejor visitante del grupo décimo, sólo por detrás del San Fernando y el Villanueva, mientras que en casa son séptimos a pesar de que no conocen la derrota.

Los rivales por optar a la cuarta plaza, Sanluqueño y Pozoblanco, tienen calendarios parecidos, ya que ambos se miden a dos rivales que se juegan algo en estas últimas jornadas. El Sanluqueño visita el sábado a la Unión, pero a la semana siguiente jugará un duro encuentro en el Sancho Dávila ante el Puerto Real, que se ha recuperado en los últimos partidos. El Jerez Industrial, que ya puede estar salvado a esas alturas, será el último rival de los de Moreno Rosillo.

El calendario del Pozoblanco también se las trae. Este fin de semana disputa un derbi de máxima rivalidad en su campo ante el Villanueva, que en caso de perder volvería a complicarse su situación. El San Fernando, que ya es campeón del grupo, y el Arcos, que esa última jornada puede jugársela a vida o muerte para no descender, serán los otros contrincantes de los de José Antonio Neva.

En caso en que el Villanueva cediese ante los pozoalbenses, los linenses podrían optar a ser terceros. Los de Rafa Carrasco tendrían que recibir después a un Córdoba B que ya no se juega nada, pero en la última jornada Los Palacios, que pretende llegar como tapado a la última jornada si sus resultados y los de terceros les son favorables, podría aguarles la fiesta.

La campaña pasada Lucena y San Fernando, que fueron tercero y cuarto respectivamente, se colaron en la liguilla con 68 puntos, cifra que podría repetirse esta temporada o incluso rebajarse en caso de que los aspirantes pinchen en alguno de los tres encuentros que restan para el final de la temporada regular.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios