Comarca

El PP tumba en el Senado la moción socialista que pedía 1.200 millones para el tren

  • Ambos partidos llegaron a un acuerdo hace un año para reclamar al menos 750 millones

Un grupo de obreros trabaja en las vías del tren el entorno de la Estación de San Roque. Un grupo de obreros trabaja en las vías del tren el entorno de la Estación de San Roque.

Un grupo de obreros trabaja en las vías del tren el entorno de la Estación de San Roque. / jorge del águila

Comentarios 2

El Partido Popular tumbó ayer en el Senado una moción del Partido Socialista en la que se instaba al Gobierno a invertir 1.279 millones de euros para modernizar el tendido ferroviario entre Algeciras y Bobadilla a lo largo de los próximos tres años, para que todo el trazado esté en 2020.

El PP justificó su posicionamiento y voto en contra en que no fue aceptada por los socialistas una enmienda que pedía cambiar la petición por otra en la que se defendía que el Senado instara al Gobierno "a apoyar la decisión del Gobierno de España de que la mejora y renovación integral de la plataforma y superestructura de la línea esté ultimada en 2020 y la electrificación en 2021", sin entrar en cifras.

Los socialistas ven en los 350 millones previstos por el Gobierno una solución 'low cost'

El PP, a través del senador y alcalde de Algeciras, José Ignacio Landaluce, aseguró que este texto mejoraba la moción original mientras que el PSOE vio en esta propuesta un "recorte" de la inversión dado que los actuales planes del Gobierno pasan por destinar 350 millones de euros para el trazado hasta 2021.

La moción obtuvo 140 votos en contra (138 del PP y dos del Partido Aragonés) frente a 97 a favor -principalmente del PSOE y Unidos Podemos- y ocho abstenciones de los grupos nacionalistas.

Con esta polarización de las posturas entre PSOE y PP, quedó roto el consenso que sí se logró hace ahora justo un año, cuando las dos formaciones mayoritarias consensuaron una moción ante la Cámara Alta en la que instaban al Gobierno central a impulsar la ejecución de esta obra con "partidas de inversión suficientes en los sucesivos Presupuestos Generales del Estado hasta 2020".

Para los socialistas, aquel acuerdo político de 2017 suponía comprometer al Gobierno a destinar al menos 750 millones de euros en cuatro años. Aquella moción no prosperó porque Podemos, ERC y Compromís se negaron entonces a dar su apoyo para que pudieran tramitarla.

Ayer, las posturas defendidas por PSOE y PP fueron muy diferentes. El portavoz del PSOE en Economía José Caballos, tras recordar la importancia del proyecto para Algeciras y su Puerto, afeó al Ejecutivo haber destinado en los últimos seis años y medio cantidades "irrelevantes" al tren en una actuación "decepcionante e incomprensible". El PSOE reclamaba en el texto 200 millones para este año, 429 al siguiente y 650,06 en 2020.

Sobre la enmienda del PP, Caballos calificó la iniciativa de "insulto a la inteligencia" porque, dijo, se pretendía "avalar al Gobierno que tiene previsto invertir 350 millones de euros, 930 millones menos que lo fijado por Fomento en 2015". Caballos definió este movimiento como una "solución low cost" y "fraude político" que provocará una merma de las prestaciones finales de la infraestructura, de las que responsabilizó a Landaluce por su papel como "senador sumiso" pese a que el PP -enfatizó- sí estaba a favor de toda la inversión en el Parlamento de Andalucía.

En su turno, Landaluce insistió en que la redacción propuesta por su grupo mejoraba la iniciativa y comprometía aún más al Gobierno. Landaluce dijo que el tren es una "necesidad imperiosa" para dar salida a las mercancías del Puerto y para el crecimiento de la economía de todo el país, así como su confianza en que todo esté reformado en 2020 y electrificado un año después. Landaluce sostuvo que el PSOE ha entrado "en modo elecciones" para tratar de salvar la gestión de Susana Díaz en la Junta de Andalucía. "Creo en el objetivo de 2020 porque ya se están haciendo obras", dijo. El PP presentará una moción idéntica a la enmienda que el PSOE se negó a aceptar.

Compromís y Podemos introdujeron modificaciones en el texto para recoger expresamente propuestas como la elaboración urgente de la Declaración de Impacto Ambiental del tramo Ronda-Bobadilla y otros matices al texto que fueron aceptados por los socialistas, aunque sin efectos dado el resultado de la votación. Estos grupos, al igual que el PSOE, afearon al Ejecutivo el bajo ritmo de inversión en el trazado a lo largo de dos legislaturas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios