Jorge Romero denunciará a Endesa si persisten los cortes de luz

  • El alcalde señala que la eléctrica no respeta las negociaciones para saldar la deuda municipal de 560.000 euros

Comentarios 6

El alcalde de Los Barrios, Jorge Romero, se está planteando denunciar a Endesa por los diferentes cortes de luz que se están produciendo estos días en distintas dependencias municipales del Ayuntamiento.

Romero destacó que va a tomar medidas. "No aceptamos el chantaje por parte de Endesa con estos cortes del suministro para que paguemos lo que debemos", aseguró el primer edil.

El alcalde desveló que la deuda del Consistorio con Endesa es de más de 560.000 euros. "Se trata de una situación heredada por los anteriores equipos de gobiernos, pero hay que recordar que también Endesa debe al Ayuntamiento más de 205.000 euros. Es cierto que con esta diferencia la deuda continúa, pero no es una cantidad elevada como para cortar la luz en ciertas dependencias municipales. La deuda es mayor con otros municipios y no les cortan el suministro eléctrico", apostilló.

Romero apuntó que en la última reunión con Endesa se acordó mantener una nueva reunión a principios de septiembre y retomar las negociaciones para los pagos. "Ni siquiera han tenido el detalle de esperar a este encuentro. Nuestra intención siempre ha sido la de planificar un plan de pagos, pero con el chantaje de los cortes de suministro no llegaremos a ningún sitio", argumentó el alcalde.

El pasado viernes se produjo el último corte de suministro eléctrico de la compañía en el almacén municipal de Obras y Servicios ubicado en la avenida Tercer Centenario. La situación se produce pese a que la facturación del Ayuntamiento es inferior a la cuantía que debe recibir de Endesa en concepto de impuestos por tendidos y servidumbres de paso, si bien éste se liquida cada tres meses, lo que provoca desfases entre la deuda acumulada y el pago de dicha tasa a la entidad.

Además, la irrupción del servicio se ha producido en numerosas ocasiones en las diferentes infraestructuras deportivas de La Villa, como el campo de fútbol o la piscina cubierta, que ha tenido que ser cerrada al público en varias ocasiones por el mismo motivo. A la difícil situación laboral que viven los empleados municipales por la falta de pagos y la escasez de infraestructuras se suma también la falta de electricidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios