Cepsa obtiene la certificación ambiental para sus productos LAB

  • La compañía es la primera del sector en lograr la nueva calificación EPD, que logran cinco de sus especialidades

Coral Verge, Antonio Almodóvar, José Manuel Martínez, y Niurka Sancho. Coral Verge, Antonio Almodóvar, José Manuel Martínez, y Niurka Sancho.

Coral Verge, Antonio Almodóvar, José Manuel Martínez, y Niurka Sancho. / E. S.

Comentarios 1

Cepsa acaba de obtener la Certificación ambiental EPD (Environmental Product Declaration) para sus productos LAB y LABSA fabricados en sus plantas de San Roque y Canadá (Bécancour). La compañía ha obtenido cinco certificaciones EPD (para los productos Petrelab 550, Petrelab 550Q, Petrelab 500Q, Petresul 550 y Petresul 550Q) que convierten a Cepsa en pionera mundial en el sector del LAB en obtener esta certificación, adelantándose a la futura normativa sobre esta materia. La EPD es una declaración ambiental certificada según la norma internacional ISO 14025. Se trata de una información ambiental sobre un producto basada en el análisis de su ciclo de vida. Su metodología supone analizar y cuantificar la huella ambiental de los productos en sus diferentes etapas, desde la obtención de las materias primas y fuentes de energía que se utilizan para su producción hasta su destino final como residuo.

La planta química de Puente Mayorga consta de ocho unidades, una unidad de servicios auxiliares y el área de tanques de almacenamiento de materias primas y productos acabados. Ocupa una superficie de 28 hectáreas, de las que cuatro corresponden a la planta de fabricación.

Desde abril de 1992, la fábrica de San Roque también está adherida de forma voluntaria al programa internacional de la Industria Química Compromiso de Progreso (Responsible Care). En este programa están establecidos seis códigos con los que se audita la situación en las áreas de: Protección del Medio Ambiente, Seguridad y Salud en el Trabajo, Seguridad de los Procesos, Distribución, Tutela de Producto, Comunicación y Respuesta ante Emergencias.

A nivel medioambiental, el compromiso de Cepsa es alcanzar un sólido desempeño mediante el control del impacto de sus actividades. Para ello, la compañía integra en su sistema de gestión los procesos ambientales definidos por la norma internacional ISO 14001 y da cumplimiento a una serie de exigencias que tienen por objeto promover la protección ambiental y optimizar la gestión eficiente de recursos y residuos mediante su equilibrio respecto a los aspectos socioeconómicos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios