Multas a la alcaldesa de Mojácar por no ejecutar un derribo

Un juez de lo contencioso-administrativo ha condenado a multas periódicas de 150 euros a la alcaldesa de Mojácar (Almería), Rosa María Cano (PP), por no cumplir una sentencia que obliga al Ayuntamiento a demoler las obras de ampliación en una vivienda del municipio, ya que la licencia de obras se declaró nula y estas quedaron "sin cobertura legal". El auto indica que resulta "inexplicable e injustificado el retraso" en el cumplimiento de la sentencia, que data de 2004 aunque fue declarada firme en 2008 por el TSJA, y acuerda multas cada 20 días "hasta la completa ejecución del fallo judicial".

La resolución señala que el auto de ejecución "deja pocas dudas sobre cual ha de ser el proceder del Ayuntamiento" y reprocha a Cano que la respuesta dada al juzgado en la audiencia pública sea que ha solicitado "informe a los servicios técnicos municipales", habiendo sido, según remarca, "repetidas las ocasiones en que se ha requerido a la condenada para que cumpla la sentencia".

"Se ha constatado que no se ha llevado a cabo conducta alguna que pueda inferirse como ejecución de sentencia", indica el juez, para quien "nada impedía la petición de tal informe en un momento anterior, desde que se conocía no sólo la sentencia sino el auto de posterior ejecución" y, por ende, "sencillamente no se ha llevado a ejecución en ninguno de sus términos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios