Mata a quemarropa de un disparo de escopeta a un hombre en plena calle

  • El suceso se produjo a media tarde en una céntrica plaza de Torremolinos cuando la víctima, de 79 años, estaba sentado en un banco y charlando con un conocido.

Comentarios 22

Tarde negra en Torremolinos. Un anciano de 79 años falleció ayer en pleno centro del municipio tras recibir por parte de otro hombre un tiro a bocajarro en la cabeza, según informaron fuentes cercanas al caso.

Los hechos sucedieron poco antes de las 19:00, cuando la víctima de 79 años se encontraba junto a un amigo sentado en un banco en la céntrica plaza Costa del Sol, una de las zonas más comerciales de la localidad que se encuentra situada a pocos metros de la conocida calle San Miguel. Al parecer, el supuesto agresor, natural de Olvera, en la provincia de Cádiz y con antecedentes penales, cuenta con unos 70 años, tiene una complexión corpulenta y es vecino del municipio. El hombre se acercó al anciano por detrás y le descerrajó un disparo en la cabeza con una escopeta, lo que le causó la muerte de forma inmediata.

Un testigo de los hechos fue el encargado de alertar al Servicio de Emergencias 112, el cual a su vez dio aviso a la Policía Local, a la Nacional y a los servicios de sanitarios, que sólo pudieron certificar la muerte de la víctima. El agresor, con la escopeta en la mano, según informaron algunos testigos, se alejó de la plaza, aunque poco después, y a poca distancia, fue detenido por agentes de la Policía Local.

"Llevaban sentados en el banco un rato. Oí un ruido fuerte y cuando me asomé vi a la gente gritando que había un muerto", explicaba un comerciante del lugar, que aún se mostraba conmocionado por el suceso. "Sólo oímos el ruido y gritos. Cuando nos acercamos para ver lo que pasaba vimos al hombre y sangre en el banco. Había mucha gente, pero no pensamos en un primer momento que era un disparo", aseguraba otro vecino que se encontraba de paso en la plaza.

La Policía no descarta de momento ninguna hipótesis, aunque amigos de la víctima explicaban que la causa del incidente podría ser una pelea por la venta de un piso, ya que el agresor reclamaba el dinero de una fianza, algo sin confirmar. Otras fuentes apuntaban a una disputa amorosa como posible detonante del trágico suceso. La víctima, natural de Ciudad Real, tenía un apartamento en las inmediaciones de la avenida de Los Manantiales, donde pasaba algunas temporadas cada año.

Tras realizar las pesquisas oportunas en el lugar del suceso se llevó a cabo el levantamiento del cadáver sobre las 20:10. Además, los servicios de limpieza municipales baldearon el lugar para eliminar los restos de sangre.

Paralelamente, el arrestado fue trasladado a la Comisaría del Cuerpo Nacional de Policía de la localidad para prestar declaración. La Policía Nacional también tomó declaraciones a los numerosos testigos presenciales que se encontraban en esos momentos en la plaza. Previsiblemente el detenido pasará hoy a disposición judicial en los juzgados Torremolinos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios