Andalucía incorporó a 36.369 personas al sistema de la dependencia en 2017

  • La Junta destinó 1.214 millones de euros, prácticamente la misma cuantía que el Gobierno central aportó para todo el país.

Comentarios 4

Un total de 36.369 personas fueron incorporadas al sistema de la dependencia en Andalucía durante el año 2017, ejercicio en el que la Junta destinó 1.214 millones de euros, prácticamente la misma cuantía que el Gobierno central aportó para todo el país.

Estos datos han sido ofrecidos por la consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, quien ha presentado hoy ante el Consejo de Gobierno el informe ejecutivo de la Agencia de Servicios Sociales y Dependencia de Andalucía correspondiente al año 2017.

En la conferencia de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno, la responsable de Igualdad y Políticas Sociales ha destacado que Andalucía es la comunidad con más personas atendidas en el sistema de la dependencia, del que se benefician 200.000 ciudadanos, a lo que hay que sumar otros 213.000 que cuentan con teleasistencia.

El objetivo para este año, según la consejera, es "seguir avanzando" en la incorporación de personas al sistema, sobre todo las que tienen una dependencia moderada, pues actualmente la "prioridad más absoluta son las que están en situación de mayor gravedad", ha resaltado.

Preguntada por las listas de espera de personas con dependencia moderada, ha dicho que el control estadístico que establece el sistema a nivel nacional "no permite saber las listas de espera como sí aparecen, por ejemplo, en el ámbito sanitario", por lo que no ha detallado ninguna cifra.

Ha recalcado que la Junta financia actualmente el 82% del sistema de la dependencia frente al 18% aportado por el Gobierno central, al que "le correspondería" financiar un 50%.

Según la consejera, la tasa de cobertura, con más de 200.000 personas integradas en el sistema y unas 257.000 prestaciones reconocidas, suponen un "máximo histórico", pues supera las tasas del año 2011, antes de los recortes impuestos por el Gobierno central.

Ha recordado que, debido a estos recortes, Andalucía ha dejado de recibir 730 millones de euros desde el 2012, a los que se suman otros 22 por el pago de la teleasistencia avanzada.

Estas cantidades habrían permitido la atención de 105.000 personas más, ha subrayado, aunque durante los once años de desarrollo de la esta norma, en Andalucía se han atendido a más 410.000 personas y se han concedido más de 540.000 prestaciones.

En el balance del pasado año, ha resaltado el refuerzo de servicios de proximidad como el de ayuda a domicilio, al que se incorporaron el pasado año 16.507 personas hasta llegar a las 58.657 (el 30% del total nacional) con un total de 30 millones de horas de atención.

Por su parte, la teleasistencia atendió el pasado año más de 5,5 millones de llamadas (15.000 al día) de personas en situación de dependencia, mayores de 65 años y menores de esa edad con discapacidad, no sólo en casos de emergencia sino también para facilitar conversación o algún tipo de información.

Además, en 2017 se reforzó la teleasistencia avanzada para personas con dependencia moderada (Grado I) con la dotación de dispositivos tecnológicos como geolocalizadores, contadores inteligentes y detectores de gas, humo o caídas.

El pasado año se inició también el primer plan andaluz de atención integral a Personas Menores de seis años en situación de dependencia o en riesgo de desarrollarla, con un presupuesto total de 800 millones de euros hasta 2020.

Además de la atención a la dependencia, capítulo al que se destinó el pasado año 97,1% de sus 1.180 millones de euros de presupuesto, la agencia pública gestiona otros ámbitos de las políticas sociales como la promoción de la autonomía, la protección de los derechos de los menores, la prevención de las drogodependencias o los programas para personas en riesgo de exclusión social o inmigrantes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios