Una piedra destroza juguetes de gran valor

  • La roca cae desde el techo de la sala Cajasur y rompe la vitrina donde había coches antiguos expuestos

El presidente de Reyes Magos 98, Francisco Carrascal, se llevó hace unos días un gran disgusto al abrir como cada mañana desde el pasado 19 de diciembre la exposición de juguetes antiguos y comprobar que una gran piedra había atravesado el techo de la sala Cajasur y había aplastado varios de sus preciados tesoros.

Calcula que han sido cerca de diez los coches de juguetes que se han dañado. Entre ellos hay un camión de bomberos que data de 1923 y que obtuvo un primer premio en un concurso de la Autoridad Portuaria Bahía de Algeciras. Hay otro coche que se remonta a 1940.

Carrascal dice que se encontraron con el incidente por la mañana y aseguran que ocurrió en la madrugada del pasado domingo. La piedra de unos cuatro kilos cayó desde una altura de dos o tres pisos. Atravesó un falso techo y otra superficie para aterrizar en una vitrina donde estaban expuestos los juguetes.

El valor de los artículos ronda los 2.000 euros, aunque ahí no está incluido el componente emocional. Algunos de los juguetes damnificados pertenecen a la niñez de Carrascal y otros son heredados de su padre.

El presidente de este colectivo ya adelanta que va a ser difícil que algunos se puedan recuperar; otros sin embargo sólo han sido rozados por los escombros.

La zona castigada por esta piedra ha sido limitada para evitar cualquier incidente más y a la espera de que una empresa aseguradora cuantifique los daños. Carrascal espera que sea lo más pronto posible, "para que todo vuelva a la normalidad y siempre dando gracias a que no ha ocurrido ninguna desgracia personal, a tenor del número de visitantes que está acudiendo a la muestra".

El presidente de Reyes Magos 98 no acertaba ayer a precisar de dónde vino la piedra. Lo que ayer se podía ver era un techo destrozado. Sí que aclaró que la roca no estaba mojada, de lo que se puede deducir que cayó de un interior.

Los organizadores de la exposición confían en que este destrozo no altere la sexta edición de la muestra de juguetes de hojalata antiguos y su evolución, que abrió el pasado 18 de diciembre y que estará hasta el próximo 3 de enero. "Nosotros estaremos mañana (por ayer) a las diez como cada mañana", explicó Carrascal.

La muestra está completada con unos cuadros elaborados por los alumnos del taller de pintura J. Zahara y que están a la venta. Los beneficios irán a parar a la compra de juguetes para los niños más necesitados.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios