El Rey refuerza con su apoyo a los pescadores de Algeciras y La Línea

  • Don Juan Carlos motiva al sector con su interés personal por oír los problemas que acarrea el conflicto con Gibraltar · Pedro Maza asegura que el problema es político y pide al Gobierno que adopte medidas

Comentarios 33

En la misma situación, aunque más motivados. Así dejó ayer el Rey Juan Carlos a los pescadores del Campo de Gibraltar afectados por el conflicto con la colonia británica tras una reunión celebrada en la Comandancia de la Guardia Civil de Algeciras en la que expresó su apoyo personal al sector. Una audiencia que resultó más larga de lo previsto por el interés y el conocimiento que el monarca demostró en el asunto, según contaron los asistentes.    

La reunión se celebró a puerta cerrada, sin medios salvo los gráficos oficiales. Fuentes de la Casa Real contaron que el presidente de la Federación Andaluza de Asociaciones Pesqueras, Pedro Maza, entregó a Su Majestad una carta en la que se le trasladó la situación que vive el sector desde hace unos tres meses, cuando el Gobierno del Peñón decidió romper de manera unilateral el acuerdo de buena vecindad que permitía a los pesqueros de Algeciras y La Línea de la Concepción faenar en aguas de soberanía española cercanas a Gibraltar. 

Tras la entrega del escrito, las mismas fuentes explicaron que el encuentro se convirtió en una intensa conversación en la que don Juan Carlos participó con interés. Los pescadores le agradecieron la atención prestada y la labor del Servicio Marítimo de la Guardia Civil, que suele escoltar a los pesqueros cada vez que salen a a faenar a la Bahía de Algeciras. 

Los representantes de los pescadores y los armadores de la comarca le trasladaron la difícil situación que viven las 300 familias que viven de la pesca alrededor de unas 60 embarcaciones con base en los puertos de Algeciras y de La Línea de la Concepción desde el fin del acuerdo, de las que aseguraron que algunas ya dependen de Cáritas para subsistir. Los afectados por el conflicto incidieron en que el problema no ha sido generado por el sector pesquero, y defendieron que siempre han sido respetuosos con las normas españolas y comunitarias. 

"Estoy aquí porque he querido escucharos personalmente. Os apoyamos y trabajaremos por vosotros". Esas fueron las palabras que don Juan Carlos dedicó a los pescadores tras oír su situación, según contaron las mismas fuentes de la Casa Real. Después de la conversación, de la que fueron testigos el ministro de Interior, Jorge Fernández, el secretario general de Pesca, Carlos Domínguez,  el director general de la Guardia Civil, Arsenio Fernández de Mesa, el subdelegado de Gobierno en Cádiz, Javier de Torre, el subdelegado del Gobierno de la Junta de Andalucía en el Campo de Gibraltar, Ángel Gavino, y el diputado nacional y alcalde de Algeciras, José Ignacio Landaluce, los representantes del sector pesquero fueron invitados a compartir junto al resto de autoridades una copa de vino.

"Nosotros estamos exactamente, y perdón por la expresión, igual de jodidos que estábamos esta mañana. Lo único que te sientes más motivado porque es la primera vez que Rey, creo que en todos los años que llevo en la gestión pesquera, ha tenido una reunión con el sector", valoró tras la recepción el presidente de la Federación Andaluza de Asociaciones Pesqueras, Pedro Maza. "Lo importante es que la presencia del Rey nos mueve a nosotros y al Gobierno", insistió.

El portavoz afirmó que "el sector pesquero de Algeciras y La Línea no va a renunciar al derecho que tiene de pescar donde toda la vida ha pescado". Manifestó también que el Gobierno "debe adoptar alguna medida" porque opina la capacidad de diálogo de los pescadores, tras siete reuniones con políticos y sin ellos, ya se ha agotado. El sector participa junto a técnicos de Medio Ambiente de la colonia en una comisión que busca un acuerdo local que les permita faenar en aguas cercanas al Peñón. Esta comisión ya ha celebrado dos reuniones y una visita a los puertos afectados para conocer las artes que utilizan los pescadores españoles, y los pescadores empiezan a cansarse. "Estamos convencidos desde el principio de que el problema que tenemos no es pesquero, ni hacia el Medio Ambiente, esto es un problema político. Nosotros estamos en medio y nos están utilizando", consideró Maza. 

En cuanto a la continuidad de esa comisión técnica, los pescadores han recibido una comunicación de Gibraltar en la que se les agradece su colaboración. "Nos dice que a partir del día 25 ya mirarán y harán un calendario... Mira, nosotros no estamos para calendarios ni para dilatar esto en el tiempo", manifestó el representante de los armadores que dijo que el ministro principal de Gibraltar, Fabian Picardo, "si fuera sensato y mirara por la convivencia del Campo de Gibraltar, cambiaría de actitud".

Maza participó en la reunión con el Rey junto al secretario general de la Federación Andaluza de Asociaciones Pesqueras, José González, el secretario de la Confederación Española de Pesca, Javier Garat, el presidente de la Federación Andaluza de Pesca, Manuel Peinado, el patrón mayor de la Cofradía de La Línea, Leoncio Fernández y el presidente de los armadores de La Línea, Juan Morente. A pesar del hartazgo del sector por una negociación para la que consideran agotada su capacidad de diálogo, Morente confirmó que los pescadores de Algeciras y de La Línea no faenarán en la zona en conflicto con la colonia hasta que no se celebre la tercera reunión de dicha comisión técnica, que podría celebrarse la próxima semana.

"A pesar de ser una visita programada desde hace mucho tiempo, más oportuna y trascendental no podía ser", valoró José Ignacio Landaluce, que agradeció "con total inmensidad" la visita de Don Juan Carlos. "Viene no solo a recordarnos que está comprometido con los problemas de España, sino del Campo de Gibraltar en estos momentos complicados con nuestros pescadores".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios